Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Mata a su suegro golpeándole en la cabeza y es detenido tras atrincherarse en su casa

Moisés Fernández Chando agredió a J.V.C., de 60 años y padre de su pareja, durante una discusión
Los GEO entraron en la vivienda tras más de seis horas de negociación y lo detuvieron como autor del crimen

Jon Aristu/Joana Lizarraga/ Jesús Morales - Mikel Saiz - Lunes, 6 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

Momento en que Moisés Fernández Chando sale del portal de la calle Santa Vicenta María de San Jorge tras ser detenido.

Momento en que Moisés Fernández Chando sale del portal de la calle Santa Vicenta María de San Jorge tras ser detenido. (EFE)

Galería Noticia

Momento en que Moisés Fernández Chando sale del portal de la calle Santa Vicenta María de San Jorge tras ser detenido.Moisés Fernández Chando estuvo asomado a su ventana durante gran parte de la tarde mientras se encontraba atrincherado.Momentos en los que los bomberos y la policía realizan diferentes intervenciones.Arriba, el presunto autor del crimen aparece detenido por la policía. Abajo, la madre y el hermano de Moisés Fernández, en la calle donde ocurrieron los hechos.
  • Flecha Ver anterior
  • Flecha Ver siguiente

pamplona- El pamplonés Moisés Fernández Chando fue detenido ayer como supuesto autor de la muerte del padre de su pareja tras una fuerte discusión en su vivienda de la calle Santa Vicenta María del barrio de San Jorge de la capital navarra, donde se atrincheró durante más de seis horas hasta que agentes del Grupo Especial de Operaciones (GEO) de la Policía Nacional derribaron la puerta del domicilio y lo arrestaron sin que opusiera resistencia. El fallecido, J.V.C., de 60 años, fue hallado en el garaje del inmueble con traumatismos en la cabeza, propinados presumiblemente con un objeto contundente como un martillo, y murió sin poder ser trasladado a un centro hospitalario.

Los hechos ocurrieron sobre las 14.25 horas y fue un vecino del inmueble quien dio aviso de lo sucedido al centro de coordinación de emergencias de SOS Navarra, que movilizó hasta el lugar agentes de la Policía Municipal de Pamplona y a un equipo médico que confirmaron el fallecimiento de la víctima. Por causas que investiga la Policía Nacional bajo la dirección del Juzgado de Instrucción de Pamplona, ambos varones habrían mantenido una discusión que habría culminado con la agresión mortal por parte del detenido, un hombre de mediana edad.

Aunque inicialmente por el tipo de lesiones que presentaba J.V.C. en la cabeza se sospechó que podría haber recibido un disparo, las primeras exploraciones realizadas por los médicos forenses descartaron la utilización de un arma de fuego y apuntaron hacia el uso de un martillo u objeto similar como arma homicida, con la que el detenido habría golpeado al padre de su pareja.

Tras haber consumado la agresión, según indicaron testigos, Moisés Fernández Chando se dirigió a su domicilio, situado en la quinta planta del inmueble, donde permaneció encerrado, mientras al lugar se desplazaban agentes de los GEO, de la Brigada Provincial de la Policía Científica y de la Brigada Provincial de la Policía Judicial de la Policía Nacional, así como de la Unidad de Intervención, que acordonaron y protegieron la zona próxima al edificio en el que se encontraba el autor del crimen encerrado.

El supuesto autor del crimen estuvo atrincherado durante toda la tarde en su domicilio y según algunos vecinos cabía la posibilidad de que tuviera a su pareja como rehén y de que se pudiera tirar por la ventana del quinto piso, en el que vivía, en cualquier momento, por lo que efectivos del Servicio de Bomberos inflaron y colocaron una colchoneta de gran tamaño para evitar que perdiera la vida en el impacto contra el suelo.

El magistrado Fermín Otamendi, titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Pamplona, se personó en el lugar de los hechos y hacia las 19.30 horas ordenó el levantamiento del cadáver, que fue conducido al Instituto Navarro de Medicina Legal para efectuarle la autopsia. Acto seguido, la Policía requisó una furgoneta gris que el autor del crimen tenía en su plaza de garaje, lugar en el que habría sido encontrada la víctima, y la trasladaron a dependencias policiales para llevar a cabo una inspección ocular de la misma.

A lo largo de la tarde, el supuesto homicida se asomó en varias ocasiones a la ventana de su casa, saludando a los vecinos y transeúntes que se acercaron al lugar, y estuvo varios minutos dialogando con su hermano que se encontraba un piso más abajo, donde residen sus padres, que intentó que depusiera su actitud y se entregara. Después de más de seis horas de negociación con el autor del crimen, los GEO de la Policía Nacional derribaron la puerta del domicilio de Moisés Fernández Chando y lo detuvieron sin que éste pusiera resistencia alguna.

Según fuentes policiales, el autor del asesinato no iba armado en el momento de su detención, ni se encontraba acompañado por rehenes ni por otras personas en su vivienda.

De esta manera, se descartó que la hija de la fallecida llevara toda la tarde en el piso custodiado por los agentes policiales.

Tras su detención, el hombre fue trasladado inicialmente al Complejo Hospitalario de Navarra (CHN) para realizarle una exploración médica, para ser llevado posteriormente a las dependencias policiales, donde podrá permanecer detenido un máximo de 72 horas antes de ser puesto a disposición judicial como autor del crimen. El juez instructor decretó ayer mismo el secreto de sumario, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN), por lo que las partes no tendrán acceso por el momento al resultado de las diligencias que practique la Policía Nacional para esclarecer la autoría y las circunstancias en las que se perpetró el homicidio.

Más sobre Navarra

ir a Navarra »

Últimas Noticias Multimedia