Editorial de diario de noticias

La responsable gestión municipal

Los ayuntamientos navarros no solo cumplen las exigencias contables que exige Europa, sino que han bajado su deuda por séptimo año consecutivo que, por primera vez desde 2008, es inferior a 200 millones

Sábado, 11 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:01h

los ayuntamientos de Navarra han vuelto a acreditar otra vez más que, en líneas generales, son un ejemplo de responsabilidad en la gestión de sus finanzas. No solo salen airosos año tras año de las exigencias que se imponen desde Madrid en cumplimiento de las que se trasladan desde la Unión Europea, sino que tienen capacidad de reducir considerablemente sus números rojos e incluso hacerlos desaparecer en muchos casos. De acuerdo con los últimos datos que se conocen, correspondientes a 31 de diciembre de 2017, la deuda municipal ha bajado de 200 millones por primera vez desde 2008, que fue cuando el Ministerio de Economía comenzó a hacer públicos estos números. En concreto, el pasado ejercicio se pasó de arrastrar un endeudamiento de 211 millones a dejarlo en 176, lo que supone una bajada nada desdeñable del 16,5% y confirma la tendencia iniciada hace siete años. No ha sido una travesía fácil para los municipios que, sobre todo en los años en los que la crisis mostró su peor cara y el Gobierno de UPN impuso unos recortes desmedidos, fueron los ayuntamientos quienes prestaron muchos servicios que en teoría no eran de su competencia, y que sin duda contribuyeron a paliar situaciones muy complicadas. En este sentido el masivo cambio político que en 2015 también llegó al ámbito municipal ha servido para mejorar las prestaciones que se ofrecen a la ciudadanía y, al mismo tiempo, recortar la deuda heredada de los gobiernos regionalistas. Ejemplo de lo dicho lo encontramos en las dos capitales más grandes de la Comunidad Foral. Pamplona, solo el año pasado, consiguió rebajar la deuda de 78,7 millones a 67,6. Y Tudela lo ha hecho desde los 20,8 millones a los 17,7. Prueba de esta generalizada buena salud financiera es que de los 272 municipios que hay en Navarra, son ya 112 los que no tienen deuda viva. Con las cuentas cada día más saneadas, el futuro de las entidades locales es esperanzador también por otros motivos. Para la vuelta del verano está previsto que llegue al Parlamento la ansiada reforma del mapa local, que tiene entre otros objetivos definir mejor la financiación de estas entidades y delimitar más las competencias que son del Gobierno foral y las que han de asumir los ayuntamientos. Todo ello debe repercutir en mejorar la calidad del servicio a la ciudadanía, que es el objetivo innegociable.

Más sobre Editorial

ir a Editorial »

Últimas Noticias Multimedia