VW baja el programa de 297.097 a 285.334 Polos tras aplicar el ERTE

La falta de motores impide empezar a recuperar este año los 11.200 vehículos que se dejaron de fabricar por la regulación
No habrá desplazamientos de pausa por ahora

Sagrario Zabaleta Echarte - Martes, 25 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:01h

La campa de Landaben, con cientos de coches.

La campa de Landaben, con cientos de coches. (Javier Bergasa)

Galería Noticia

La campa de Landaben, con cientos de coches.

pamplona- La dirección de Volkswagen Navarra fijó ayer la producción de la planta de Landaben para este año en 285.334 coches, un descenso de 11.763 unidades del modelo Polo, debido principalmente a la aplicación del expediente de regulación de empleo de suspensión de contratos (ERTE) a la plantilla.

La factoría dejó de fabricar 11.200 vehículos por cerrar durante ocho días este mes, a los que también se añaden 563 coches menos que no se van a hacer, según los datos ofrecidos por la dirección al comité de empresa durante la reunión de calendario celebrada ayer.

La compañía alegó que el actual volumen de suministro de motores permite mantener la producción de 1.408 coches cada día, sin poder introducir medidas adicionales, como desplazamientos de pausa, para aumentar la fabricación diaria y recuperar la producción que no se pudo realizar en esas jornadas. Durante las negociaciones del ERTE, la empresa hizo una previsión en la que pretendía empezar a recuperar los coches dejados de producir durante la regulación a partir de finales de octubre, con la aplicación de medidas de flexibilidad reflejadas en el convenio y con los desplazamientos de pausa que favorecen la incorporación de personal eventual -entre 150 y 200 empleados por turno-.

Sin embargo, por el momento, esta herramienta de contratación no se va a utilizar, “pero si durante estos meses sirven más motores a la fábrica, habrá que sentarse a la mesa de negociación y hablar con la dirección sobre cómo resolver esta situación”, manifestó Eugenio Duque, secretario general de la sección sindical de CCOO en Volkswagen Navarra. De esta forma, estos casi 11.800 vehículos quedarán pendientes de fabricar el próximo ejercicio, en pleno lanzamiento del segundo modelo.

El programa inicial de la factoría para 2018 ascendía a 297.097 (dos de ellos del todocamino T-Cross). Actualmente, Volkswagen ha producido 200.000 unidades del Polo y faltarían por elaborar 85.334 hasta final de año, según adelantó Eugenio Duque.

calendario provisionalEn la reunión también se cerró el calendario de noviembre y el provisional de diciembre. En este último mes finalmente quedan como días de trabajo dos jornadas que estaban pendientes por definir si se contemplaban como cierre o no en la semana del 17 al 21 de diciembre -previa a Navidades-.

problema técnico

el anclaje del cinturón trasero

200.000 coches. En una nota, LAB informó de que la dirección ha encontrado “la solución definitiva en el anclaje del cinturón trasero del Polo”. Según el sindicato “a partir de la semana que viene colocarán un distancial en lugar de las bridas”. Unos 200.000 Polos vendidos serán llamados para que se les aplique esta solución al problema técnico consistente en la posibilidad de que “en raras situaciones”, como cambios repentinos al carril rápido cuando se encuentran cinco pasajeros a bordo, y cuando el asiento central trasero y el asiento izquierdo trasero están ocupados al mismo tiempo, el seguro del cinturón del asiento izquierdo podría soltarse sin intención.