Las autonomías y los ayuntamientos podrán vetar las licencias de VTC

Fomento compensa a Uber y Cabify con una moratoria de 4 años de plazo para seguir operando

Sábado, 29 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:02h

madrid- El Consejo de Ministros aprobó ayer un decreto ley que permitirá que comunidades autónomas y ayuntamientos pongan fin a las licencias de VTC en el transporte urbano, pero, en compensación, con un período de gracia de cuatro años en el que podrán seguir operando, aunque con restricciones.

El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, compareció ante la prensa en La Moncloa y admitió que su solución es salomónica y que no dejará muy satisfechos ni al sector del taxi ni al de los vehículos alquilados con conductor.

Una queja que cuanto más generalizada sea, dijo Ábalos, más “evidencia que se ha actuado con la mayor objetividad y racionalidad”, ya que es un conflicto larvado durante años y necesitaba una nueva orientación.

El nuevo enfoque será diferente en cada ciudad, ya que cuando termine la moratoria de 4 años cada comunidad y cada municipio o área metropolitana podrán establecer los límites que decidan para las licencias de VTC, como ya hacen con otros medios de movilidad urbana: taxi, coches compartidos, bicis y patinetes de alquiler.

sin caducidadEso no hará que caduque ninguna de las licencias actuales, ya que conservarán todas las VTC la posibilidad de hacer recorridos interurbanos: entre dos comunidades autónomas por seguro y entre dos municipios de una misma comunidad si así se regula en la normativa autonómica.

Durante el período transitorio las licencias de VTC estarán blindadas y los entes autonómicos y locales no podrán suprimirlas, pero serán permitidas regulaciones sobre cómo hacen la recogida de clientes, sobre los horarios y turnos de los conductores o sobre los requisitos de los vehículos.

Eso, en la práctica, puede suponer grandes limitaciones en algunas ciudades, y, de hecho, el origen de la última fase del conflicto entre taxi y VTC se debe a los requisitos impuestos antes del verano por el Área Metropolitana de Barcelona, cuya norma fue suspendida por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

La moratoria de 4 años servirá como indemnización por los derechos que pierdan las licencias si no pueden hacer transporte urbano a partir de 2022.

“Si alguien entiende que le constituye un perjuicio con respecto a la perspectiva que tenían, estos cuatro años adquieren naturaleza indemnizatoria”, subrayó Ábalos, quien resaltó que la Abogacía General del Estado ha avalado los cálculos de Fomento sobre la posible responsabilidad patrimonial que correspondería.

Hay unas 11.000 licencias de VTC actualmente y se esperan otras 9.000 cuando acabe el goteo de resoluciones judiciales a su favor, ya que fueron concedidas en un período en el que eran legales. - Efe

las Reacciones

Unauto dice que el Gobierno ha cedido. Según la patronal Unauto-VTC, el Gobierno ha cedido al “chantaje” del taxi y ha creado “inseguridad jurídica” para los miles de trabajadores que dependen de las licencias de VTC.

El PP critica la decisión. El mayor grupo parlamentario, el del PP, criticó ayer que el decreto ley alargue el problema cuatro años y lo traslade a las comunidades autónomas.

Últimas Noticias Multimedia