“Evitar el desgaste compartiendo el esfuerzo"

Sangüesa, al son de sus dos jóvenes batutas

Imanol Blasco y Javier Calvo cumplen nueve meses al frente de la Banda de Música de Sangüesa, una nueva generación para una formación joven

Imanol Zozaya - Domingo, 30 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Javier Calvo e Imanol Blasco posan con su batuta en la puerta del palacio del príncipe de Viana, sede de la banda.

Javier Calvo e Imanol Blasco posan con su batuta en la puerta del palacio del príncipe de Viana, sede de la banda. (IMANOL ZOZAYA)

Galería Noticia

Javier Calvo e Imanol Blasco posan con su batuta en la puerta del palacio del príncipe de Viana, sede de la banda.

sangüesa/Zangoza- Una vez quedaron atrás las fiestas de la localidad, Imanol Blasco Itoiz y Javier Calvo Lerga cumplieron sus primeros nueve meses como codirectores de la Asociación de Banda Municipal de Sangüesa. Con ello superaron, con éxito además, su primer ciclo festivo en la ciudad. Desde el pasado mes de enero ambos, con 24 años de edad, tomaron las riendas de la formación en sustitución de Jokin Borromeo. Las razones para hacerlo de forma conjunta fueron sencillas y comprensibles. “Queríamos evitar el desgaste compartiendo el esfuerzo. Ser los dos directores nos hace que no seamos imprescindibles y que no haya sólo una cabeza visible”, apuntan Blasco y Calvo.

A pesar de que los dos cuentan ya una década como miembros de la banda a sus espaldas, el reto de dirigir el conjunto no es pequeño. La Banda Municipal cuenta con un calendario de actuaciones muy exigente, con aproximadamente 15 conciertos al año, la mayoría en Sangüesa pero también en otras localidades como Donosti y Otsagabia. “Los más difíciles son los conciertos de fiestas de San Sebastián, de septiembre y el concierto de Navidad porque son los que más espera la gente”, explican.

Para afrontar este reto ambos cuentan con una sólida formación musical. Comenzaron con la formación elemental en la Escuela de Música de Sangüesa, compuesta por ocho cursos;el ciclo profesional en el Conservatorio Pablo Sarasate, seis cursos, y actualmente cursan el Grado Superior de Música, la cualificación más alta en la materia. En este ciclo, en el que Blasco estudia primer curso y Calvo el tercero, ambos han elegido la especialización de Pedagogía. “Ahora se nos hace más fácil dirigir. Este año he tenido dos asignaturas de dirección de banda, impartidas por el director de La Pamplonesa”, comentaba Calvo.

Para los dos esta es su primera experiencia al frente de un conjunto de estas dimensiones, con más de 50 integrantes. Y, aunque han superado con nota los primeros conciertos, no se arrugan por reconocer algún nervio al comienzo. “El primer ensayo pensaba que me iban a comer”, bromeaba Calvo. Pero pasados ya esos días, tanto él como Blasco, ponen el valor el “gran talento” que tiene la formación que dirigen. “Somos una banda muy joven, con una media de edad que rondará los 24 años, pero con mucho potencial. Se puede trabajar muy bien”, afirma Blasco. Para ellos el alto nivel musical que existe en Sangüesa es, en buena medida, gracias a la formación de la Escuela Municipal de Música Juan Francés de Iribarren, de la que ambos han sido alumnos. “La escuela nos da un nivel, una base, muy buena con la que poder cursar luego otros estudios”, explicaba Blasco.

En el centro, Calvo y Blasco tuvieron como profesor a su antecesor al frente de la Banda, Jokin Borromeo. “Hemos sido alumnos de Jokin y al empezar como directores cogimos mucho de los que él hacía y le sumamos nuestras propias ideas”, cuentan. “No hemos hecho un giro de 180 grados, ni mucho menos, pero sí hemos aportado temas que creemos interesantes”, explican ambos. Borromeo comenzó a incorporar la música original para banda en el repertorio del conjunto de Sangüesa. Ahora, Blasco y Calvo pretenden seguir su senda, pero imprimiendo su sello. En su aportación destacan las partituras manuscritas, recuperadas por Blasco que hacía mucho tiempo que se tocaban en la localidad. Además, han buscado nuevos temas dentro de los géneros que ya interpretaba la banda como pasobobles, folklore vasco, biribilketa,pasacalles o bandas sonoras.

Pero no sólo se limitan a esto, en estos escasos nueve meses han comenzado con la elaboración del archivo de la Banda de Música de Sangüesa, que con el paso del tiempo permitirá la conservación de paritituras y documentos de valor incalculable.

Hasta el momento, Blasco y Calvo se han repartido las actuaciones. El pasado día 12 de septiembre, fue Javier Calvo el encargado en dar el concierto tradicional el día del Patrón en la Galería del Ayuntamiento. Por tanto, la actuación de Navidad la dirigirá Blasco. “Será nuestro primer concierto de Navidad y queremos dar continuidad a lo que introdujo Jokin e intercalar músicas más modernas como las óperas Carmen o el Barbero de Sevilla.

El reto es sin duda ese concierto, tan esperado por la localidad como el que dieron en fiestas. Quizá al terminar los últimos compases de la Marcha Radetzky estén más cerca de cumplir su sueño de vivir de la música. Dedicación y ganas no les faltan para ello.

Últimas Noticias Multimedia