Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El gobierno no entiende la posición de chivite y pide responsabilidad al psoe en la inversión de 113 millones

La portavoz del PSN rectifica y dice que el Ministerio autorizará el gasto si se presenta otro plan financiero
El Ejecutivo foral discrepa de Chivite y sigue a la espera de una respuesta oficial

A. Irisarri Javier Bergasa - Jueves, 4 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:01h

María Solana, portavoz del Gobierno, en la rueda de prensa de ayer.

María Solana, portavoz del Gobierno, en la rueda de prensa de ayer.

Galería Noticia

María Solana, portavoz del Gobierno, en la rueda de prensa de ayer.María Chivite, secretaria general del PSN, durante su comparencia de ayer.
“No sabemos qué pasa con el PSOE ni con Chivite;no tenemos respuesta oficial” “La pelota está en el tejado del Gobierno de Barkos, que tiene que corregir la propuesta”

pamplona- Para el Gobierno de Navarra, el papel que María Chivite está desempeñando en las negociaciones con el Estado para poder destinar 113 millones de euros del superávit foral en 2017 a inversiones financieramente sostenibles es inexplicable. No entiende su repentino cambio de criterio, que ha pasado de defender en enero de 2018 (cuando gobernaba Rajoy, y no Sánchez) que Navarra tenía que ser “valiente” para destinar los 215 millones del Convenio a inversiones a calificar, ayer mismo, de “irresponsabilidad” la proposición de ley del cambio. Tampoco que se erija en portavoz del Gobierno de España, cuando el Ejecutivo foral “tiene en su interlocutor al Ministerio o a la ministra” y todavía no tiene una “respuesta formal” por parte de Hacienda ni en un sentido ni en otro.

Ni mucho menos que Chivite, después de que se supiese que el martes comunicó al consejero Aranburu que Hacienda no iba a autorizar las inversiones, saliese ayer en rueda de prensa para recular y decir que sí, que Hacienda está por la labor, pero siempre y cuando se acometan unos cambios -de la envergadura de un nuevo plan “corregido”- de los que el Gobierno foral no tiene ninguna constancia por los cauces oficiales que cabe esperar del Gobierno central. En definitiva, que no se explican, como ayer repitió en rueda de prensa María Solana, “qué pasa en el PSOE ni con Chivite”. Pero sí que esperan que los socialistas actúen con “responsabilidad”, cumplan con sus promesas de relajar las leyes de austeridad de Montoro y permitan a Navarra realizar unas inversiones que se necesitan desde hace tiempo, y que se acometerían con el superávit que logró en 2017 tras regularizar el Convenio Económico.

las largas del psoe“Ayer (por el martes) Chivite sale para decir que no se va a autorizar y hoy (por ayer) sale para decir otra cosa, ¿qué ha ocurrido? No sabemos qué pasa en el seno del Partido Socialista”, se preguntaba Solana. Lo hacía tras saber que, una hora antes, la secretaria general de los socialistas navarros había comparecido en la sede del PSN para recular sobre lo que este periódico publicó ayer, cuando se reveló que el PSOE amenazaba con vetar las inversiones financieramente sostenibles, según había anunciado Chivite a Aranburu por teléfono. Ayer, la líder de los socialistas navarros no podía disimular su malestar con la noticia. Es normal. Por una maniobra torpe, Chivite no sólo ha perdido la oportunidad de poder apuntarse un tanto, sino que corre el riesgo de quedar como quien puso palos en la rueda a que Navarra pueda acometer las inversiones, las mismas para las que exigía “valentía” al Gobierno foral para pedírselas a Rajoy.

Pero incluso puede haber una lectura más maquiavélica. Chivite, solicitando como lo hizo ayer unos cambios de la magnitud de rehacer un plan económico financiero, puede estar tratando de dilatar los plazos para que las inversiones decaigan. No es descabellado pensar que el PSN no quiera que este proyecto salga adelante, porque es probable que tampoco lo quiera el PSOE. Porque una cosa es estar en la oposición (que se lo hubiesen dicho a Chivite en enero) y otra en el Gobierno, a cargo de cuadrar las cuentas y con otras prioridades encima de la mesa. Así se entenderían las excusas que en las últimas semanas ha puesto Chivite para dudar de la operación (que el Gobierno foral iba tarde;que no se cumplía la regla de gasto;que se necesitaba más tiempo), las largas por parte del Ministerio, que ni siquiera contesta formalmente;y el esfuerzo del PSN por tratar de que quede claro que, si no se acometen las inversiones, será “por culpa de Navarra” porque tiene “la pelota en su tejado”, como volvió a repetir ayer.

Pero no. En realidad la pelota está en el tejado de la Moncloa, o en el de la sede del PSN “en el Paseo Sarasate”, como escenificó Solana. Navarra reclama desde junio una solución para su superávit, el Gobierno del Estado no ha respondido y con una ley a punto de aprobarse y un listado de inversiones concretas, todo depende de la voluntad política del PSOE en Madrid y del PSN.

cronología de los 113

Negociación del Convenio. El 27 de diciembre de 2017, Navarra logra, a través de la negociación del Convenio, recuperar 215 millones y cierra 2017 con superávit.

maría solana

Consejera portavoz del Gobierno foral

maría chivite

Secretaria general del PSN

El PSN pide que se gaste el dinero. En enero de 2018 y con Rajoy todavía en la Moncloa, María Chivite (PSN) exige al Gobierno de Navarra que sea “valiente” e invierta esos 215 millones. En febrero, y tras una operación de amortización de deuda, el PSN vuelve a reclamar a través de Ainhoa Unzu que “al menos parte” de los 215 millones se destinen a inversiones, algo que se repite hasta junio.

Llega Sánchez y todo cambia. Es junio y la misma semana en la que Sánchez toma posesión, Barkos le solicita aflojar la Ley de Estabilidad Presupuestaria para aquellas comunidades con superávit. La carta no tiene mucho eco y Sánchez sigue sin recibir a Barkos..

El segundo intento, en agosto. A través de una carta, Mikel Aranburu, consejero de Hacienda, solicita al Ministerio de Hacienda autorización para invertir parte del superávit de Navarra. No hay respuesta.

El cambio registra la ley de los 113 millones. Sin noticias de Madrid, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e I-E se agarran a la disposición adicional 116 de los PGE de 2018 para registrar, el 20 de septiembre, una proposición de ley para destinar 113 millones del superávit a inversiones que se ponen en conocimiento del Estado.

El movimiento pilla a contrapié al PSN. El PSN no se espera el paso, ve que se queda fuera de los réditos políticos y empieza a reclamar protagonismo: Chivite dice que no ve claro que se pueda aprobar la ley porque no se cumple la regla de gasto y pide tiempo.

Hacienda conforme. El 26 de septiembre, y solo cuando el tema ha saltado a la opinión pública, Aranburu asegura que la secretaria de Estado de Hacienda, Inés Bardón, le ha confirmado que el Estado tramita ya la autorización.

El giro del PSN. Este martes, Chivite hace saber a Aranburu que la ministra Montero no va a conceder la autorización a Navarra, y que el lunes el Ministerio comunicó que había que hacer cambios.

Chivite recula. Este periódico publica el miércoles que el PSOE va a vetar las inversiones y Chivite organiza una rueda de prensa urgente: en ella, recula y asegura que Hacienda sí que quiere autorizar los 113 millones, pero siempre que se hagan unos cambios de los que responsabiliza a Navarra.

El Gobierno no lo entiende. Solana confirma que Hacienda no ha remitido ningún requerimiento para cambiar nada. Asegura que la ley seguirá su trámite sin cambios y pide al PSN voluntad política.

Últimas Noticias Multimedia