instalación de la planta en Imarcoain

El equipo de gobierno de Noáin eleva a la MCP su rechazo a la planta de residuos

Consideran una “temeridad” la compra de terrenos a Nasuvinsa en un suelo no autorizado para uso industrial para una “macroplanta” sin “proyecto” ni referentes

Ana Ibarra / Javier Bergasa - Martes, 9 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:02h

Los ediles Cecilia Antolín, Aitor Perez, Lorenzo Irisarri, Alberto Ilundáin, María Carmen Casajús y Nicolás Subirán.

Los ediles Cecilia Antolín, Aitor Perez, Lorenzo Irisarri, Alberto Ilundáin, María Carmen Casajús y Nicolás Subirán.

Galería Noticia

Los ediles Cecilia Antolín, Aitor Perez, Lorenzo Irisarri, Alberto Ilundáin, María Carmen Casajús y Nicolás Subirán.

noÁIN- El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Noáin/Valle de Elortz ha manifestado en un comunicado su “absoluto rechazo” a la instalación de una planta de residuos en Imarcoain y amenaza con adoptar “cuantas medidas legales tengamos a nuestro alcance para impedir dicha implantación”, comunicado que trasladarán al presidente de la MCP Aritz Ayesa (EH Bildu). En una rueda de prensa celebrada ayer en el salón de plenos las tres fuerzas que sostienen el gobierno municipal (Queremos Noáin, EH Bildu e IE) reiteraron su negativa a la ubicación elegida por la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona para llevar a cabo el tratamiento de la basura tras la confirmación por parte del presidente de esta ubicación en la charla que tuvo lugar el pasado 18 de septiembre. En la comparecencia estuvieron presentes seis de los siete ediles de la Junta de Gobierno (faltaba la teniente de alcalde Amara Galafate de Queremos Noáin). Irisarri (EH Bildu) apostilló que ésta será la postura a mantener en la MCP donde gobierna su formación. Alberto Ilundáin (Queremos Noáin) habló de imposición empezando por el proceso que se ha seguido, “sin contar con el apoyo de los vecinos ni del Ayuntamiento -de forma unánime- cuando en realidad se dijo que no se iba a ejecutar un PSIS. Si no cuentan con la ciudadanía es un rechazo de la nueva política”. En segundo lugar, porque están en desacuerdo con el informe técnico que puso como primera opción de “esta macroplanta” la cuarta fase de la Ciudad del Transporte, un estudio “muy encaminado porque no se ha hablado de ninguna otra alternativa, hemos sido los primeros y únicos de la lista, y discrepamos de los criterios que se han valorado”. Destaca además que no han visto ninguna planta similar en todo el país: “No hay proyecto, ni anteproyecto ni maqueta sobre la mesa, el único elemento seguro es que se está intentando comprar suelo a Nasuvinsa”, remarcó el primer edil que negó haber participado en ningún órgano de la MCP donde se dilucidara este plan. Reconoció por otro lado que hubo contactos sin éxito con el limítrofe Beriáin para hacer un frente común contra la planta como ya se hizo con el matadero de Salinas.

Considera además una “temeridad” la inversión prevista (hablan de 50 millones entre el coste del suelo y proyecto) “sin que exista una garantía de que se pueda edificar”, en alusión a que la Ciudad del Transporte tiene unos usos definidos para empresas de transporte y no para actividades industriales. La creación de esta planta conlleva el trámite -no anunciado- de modificar el PSIS del polígono. Elorz es un municipio, añaden, “saturado de infraestructuras” y lo que menos necesita es una planta “con connotaciones negativas”.

Últimas Noticias Multimedia