"Los estudiantes lo paramos todo": 25.000 jóvenes contra la sentencia del procés en Barcelona

10.02.2020 | 07:57
Manifestación de estudiantes contra el encarcelamiento de líderes catalanes a las puertas del Parlament de Cataluña, en Barcelona.

Las portavoces estudiantiles han pedido la dimisión de todo el gobierno catalán, "porque ha reprimido cualquier tipo de movilización popular llegando a los extremos que hemos visto, con balas de goma y de 'foam'".

Barcelona. Unos 25.000 estudiantes universitarios y de secundaria, según la Guardia Urbana, 40.000 según el Sindicat d'Estudiants dels Països Catalans, se han manifestado este jueves en Barcelona contra la sentencia que ha condenado a los líderes del "procés".

Encabezada por dos pancartas en las que se puede leer: "Los estudiantes lo paramos todo" y "Por la república catalana del pueblo, los trabajadores y la juventud", la manifestación ha comenzado pocos minutos después de las 12.00 horas en la plaza Universidad para dirigirse inicialmente a la plaza de Sant Jaume, donde debía finalizar la manifestación.

Los estudiantes han exhibido numerosas banderas independentistas y han proferido consignas como "Buch, dimisión", "Las calles serán siempre nuestras", "Esta sentencia es una vergüenza" o "Libertad, presos políticos".

También han portado pancartas con lemas como: "Ni olvido ni perdón", "Cataluña antifascista" o "No soy indepe, pero tampoco gilipollas para quedarme callada".

Al iniciarse el recorrido, las portavoces del SEPC, Marina Sabaté y Bel Oliver, han leído un manifiesto en el que han denunciado que "este juicio ha sido contra toda esta gente que defiende y defenderá sus derechos ante un Estado autoritario".

Las portavoces estudiantiles también han pedido la dimisión de todo el gobierno catalán, "porque ha reprimido cualquier tipo de movilización popular llegando a los extremos que hemos visto, con balas de goma y de 'foam', actuando con una brutalidad generalizada hacia manifestantes y periodistas".

"Estos días hemos vistos a Buch codo con codo con Grande Marlaska intentar pararnos en las calles de Cataluña", han criticado.

"Para nosotros, la violencia es no poder acceder a la universidad por unos precios abusivos y tener que sufrir alquileres inalcanzables", han agregado.

La manifestación ha transcurrido en un ambiente festivo y reivindicativo, vigilada por un fuerte dispositivo policial y un helicóptero que en todo momento ha sobrevolado la protesta.

Un grupo de estudiantes se ha plantado delante del edificio de la Jefatura Superior de Policía de Vía Laietana y han arrojado objetos, como huevos y botellas de plástico, contra la fachada y los agentes que lo custodiaban, lo que ha provocado algunos momentos de tensión, sin que se hayan producido cargas.

Otro grupo de manifestantes ha continuado la marcha hasta el edificio donde está el rectorado de la UPF, en la plaza de la Mercè, que estaba ocupado por otro grupo de estudiantes.

Mientras discurría la manifestación por la plaza de Cataluña, una persona con una bandera española y un cartel que ponía "Viva España" ha sido increpado por los estudiantes que, tras obedecer las consignas de los organizadores, han obviado su presencia.

En la plaza, las portavoces del SEPC han comunicado que el posicionamiento del rectorado de la Universidad Pompeu Fabra es de que mañana parará toda la actividad con motivo de la huelga general convocada por dos sindicatos soberanistas.

El SEPC se ha felicitado por este posicionamiento y han pedido al resto de universidades catalanas que secunden también la huelga general con un paro institucional y no sólo la actividad evaluable como proponen hasta ahora.

En la plaza de la Mercè, los convocantes del SEPC han dado por finalizada la protesta, mientras que el grupo que estaba frente a la Jefatura de Policía ha abandonado el lugar sin más incidentes y se ha desplazado a la plaza de Sant Jaume, donde han leído un manifiesto, en el que han vuelto a pedir la dimisión del conseller Buch y han animado a repetir movilizaciones como la del aeropuerto del pasado lunes.

En la plaza de Sant Jaume, y el otro sindicato estudiantil convocante, el Sindicato de Estudiantes (SE), también ha dado por desconvocada la protesta.