Geroa Bai recela de la nueva estructura de Gobierno y PSN dice que es competencia de Chivite

El Ejecutivo anuncia que ofrecerá el coste salarial de su nueva organización interna cuando la tenga cerrada

10.02.2020 | 11:51
El Gobierno foral, en una de sus primeras reuniones.

El Ejecutivo anuncia que ofrecerá el coste salarial de su nueva organización interna cuando la tenga cerrada

PAMPLONA. La parlamentaria de Geroa Bai Uxue Barkos ha criticado la nueva estructura de Gobierno, por "no haberse hecho de una manera consensuada", mientras que por parte del PSN, Ramón Alzórriz ha defendido que "es competencia de la presidenta, que es Chivite".

Esta discrepancia, ha indicado Uxue Barkos en declaraciones a los periodistas previas al pleno parlamentario, "ha sido expresada y compartida", por lo que "no hay ningún socio de Gobierno que no lo conozca" y ha indicado que es algo que se "ha hablado desde hace tiempo".

Al tiempo ha descartado que este desencuentro "se trate de una ruptura del acuerdo de Gobierno", sino que se limita a "una llamada de atención" sobre la "importancia que tiene calendarizar algunos gastos".

Barkos sí ha mostrado el acuerdo entre ambas formaciones "en el crecimiento en el número de consejerías" puesto que se pidió, también desde Geroa Bai, que fuera "con menor austeridad" que la realizada en la legislatura pasada, puesto que "las arcas estaban exhaustas", ha indicado la expresidenta.

Por su parte, Ramón Alzórriz ha defendido que se trata de "una propuesta de la presidenta, que es María Chivite", y ha expresado su apoyo "a cada uno de los consejeros y consejeras de este Gobierno".

Ha considerado, a su vez, que los nombramientos "responden a poder cumplir los acuerdos de gobierno" negociados por los cuatro socios de gobierno. Por último, ha pedido "respeto institucional".

Desde Navarra Suma, Javier Esparza ha criticado los nombramientos y los ha tildado de "absoluto despropósito" y de "reparto de asientos", al tiempo que ha considerado que estos nombramientos supondrán "millones de euros de sobrecoste".

Por último, ha llamado a Barkos a contar "qué se ha dicho en esas conversaciones con la presidenta y no se está contando".

Desde Podemos-Ahal Dugu, Mikel Buil ha pedido "tiempo" para poder "estudiar la rentabilidad social que tiene la nueva estructura" para poder llevar a cabo el acuerdo programático.

Bakartxo Ruiz, de EH Bildu, ha considerado que la nueva estructura de organización interna "responde a intereses de reparto de cuotas de poder entre partidos", al tiempo que es "excesiva, por los 13 deparamentos".

Ha señalado también que se trata de una "macrocefalia" y por ello ha anunciado que desde su formación se ha registrado una pregunta parlamentaria para preguntar "los sobrecostes" de esta nueva estructura.

40 DIRECCIONES GENERALES El Gobierno de Navarra culminó ayer la organización de sus unidades intermedias (servicios y secciones) al dar el visto bueno al decreto de estructura básico aprobado el pasado mes de agosto para la Administración foral, que se ha ampliado hasta alcanzar 13 consejerías y 40 direcciones generales u organismos autónomos.

Está previsto que próximamente se complete la organización de la Administración Foral con la aprobación de las estructuras de varios organismos autónomos: Hacienda Tributaria de Navarra, Servicio Navarro de Empleo, Agencia Navarra de Autonomía y Derechos de las Personas e Instituto Navarro del Euskera, así como el desdoblamiento del actual Instituto Navarro de Deporte y Juventud en institutos específicos para Deporte y para Juventud.

Será entonces cuando el Gobierno facilite el coste salarial de su nueva organización interna, según avanzaron desde el departamento de Interior. Algunas fuentes cifran el gasto anual en 4,5 millones de euros.

El Gobierno cuenta con cinco departamentos más que el anterior, que sólo tenía ocho consejeros, ha elevado hasta 40 las direcciones generales, de las que a su vez cuelgan numerosas direcciones de servicio.

"ADPTADA A LAS DEMANDAS" El vicepresidente Javier Remírez justificó en rueda de prensa el volumen de esta nueva estructura con el argumento de que el Gobierno "adapta su organigrama a los retos y demandas de la nueva sociedad navarra y a su estrategia para el futuro de la Comunidad Foral". Añadió que el Ejecutivo ha adecuado su organización para "fortalecer los ejes prioritarios" que guiarán su acción de Gobierno.

Remírez explicó que se han creado nuevos departamentos y estructuras configuradas "con el claro compromiso de impulsar de forma transversal la innovación y la transformación digital en todos los departamentos del Gobierno". "Apostando, además, por el desarrollo de políticas educativas encaminadas a una especialización académica y a un desarrollo de la Formación Profesional que vaya de la mano de la estrategia de especialización S3 que esta legislatura quiere apostar por la Estrategia de Desarrollo Económico de Medicina Personalizada y el Polo de Innovación Digital. Todo encaminado a mejorar la competitividad y la calidad del empleo".

Además, según Remírez, "se refuerzan también estructuras para impulsar el posicionamiento internacional de Navarra, poniendo en valor la acción exterior para coordinar las políticas de Navarra y la Unión Europea y para optimizar la atención a la ciudadanía navarra en el extranjero, con especial atención a la política agraria común".

Según el Gobierno foral, "la nueva estructura se ha diseñado para implementar políticas transversales que buscan la igualdad de oportunidades y el equilibrio territorial, a través de un desarrollo y movilidad sostenibles, apostando por la lucha contra la despoblación, la dinamización comarcal y la modernización de las Administraciones Locales". "La nueva estructura pretende también abordar con eficacia la lucha contra el cambio climático y la preservación del medio ambiente", detalló.

En su actual organigrama, el Gobierno "materializa también su compromiso con las políticas de igualdad entre mujeres y hombres y con aquellas políticas encaminadas a conseguir la igualdad efectiva entre toda la ciudadanía, independientemente de su orientación sexual". "El Ejecutivo foral ha querido, además, reforzar sus proyectos de inclusión y políticas migratorias potenciando, por un lado, la acogida y el acompañamiento y, por otro, la convivencia intercultural y la lucha contra el racismo y la xenofobia", añadió Remírez.

El vicepresidente resaltó que "el nuevo organigrama quiere fortalecer también la coordinación y las políticas preventivas en seguridad y emergencias, y además, mejorar los servicios sociales y sanitarios, con especial atención a la gestión de la urgencia en zonas rurales y la definición del mapa de asistencia urgente en toda Navarra".