El Parlamento tumba la enmienda de totalidad de Navarra Suma a las Cuentas

El PSN pregunta a la derecha qué tiene de malo un Presupuesto que destina "el 54 % a gasto social", y EH Bildu señala "el valor político del acuerdo presupuestario alcanzado entre fuerzas políticas diferentes"

06.02.2020 | 11:02

PAMPLONA. El pleno del Parlamento de Navarra ha rechazado este jueves la enmienda de totalidad presentada por Navarra Suma a los Presupuestos Generales de la Comunidad foral para 2020, por lo que las cuentas seguirán ahora su trámite parlamentario.

Entre el 10 y 18 de febrero se procederá al análisis de las enmiendas parciales y el dictamen de la Comisión será elevado a pleno el día 27 de este mes, para su definitivo debate y votación

Tal y como estaba previsto, en virtud del acuerdo presupuestario alcanzado entre el Gobierno y EH Bildu, han votado en contra de la enmienda a la totalidad PSN, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra.

Al inicio del debate, la consejera de Economía y Hacienda del Gobierno foral, Elma Saiz, ha defendido el acuerdo, que, en su opinión, permitirá aprobar unos presupuestos "progresistas" y ha acusado a Navarra Suma de no tener voluntad de negociar.

Elma Saiz ha afirmado que estos Presupuestos "suponen una oportunidad para Navarra, para la prosperidad de Navarra y para la prosperidad de su ciudadanía" y ha incidido en que las cuentas ascienden a 4.256 millones de euros, "un Presupuesto expansivo en más de 230 millones de euros respecto al de 2019".

Por su parte, la parlamentaria de Navarra Suma María Jesús Valdemoros ha subrayado que fue el Gobierno el que no quiso negociar y ha criticado que "el reparto de recursos en estos Presupuestos se hace de forma idéntica a 2019, no ha cambiado nada". "¿Qué quieren para Navarra? ¿Lo mismo que el anterior cuatripartito quiso?", ha planteado.

Valdemoros ha manifestado que estos Presupuestos "no son adecuados para Navarra en las circunstancias actuales". "Presumen de unos Presupuestos expansivos pero no lo son por el lado de los ingresos, siguen planteando una fiscalidad peor que el resto de las Comunidades Autonómas", ha añadido. Por el lado del gasto, ha indicado la parlamentaria que "el gasto corriente se lleva el 20 por ciento del incremento del Presupuesto y está la nueva estructura de Gobierno, más de 6 millones al año". "Son muchas las razones para presentar una enmienda a la totalidad", ha manifestado, para comentar que "Navarra Suma les planteó dos veces que se modificaran el techo de gasto y nos dijeron que era imposible".

La parlamentaria del PSN Ainhoa Unzu ha defendido que los Presupuestos crecen en 250 millones con respecto a los de 2019 y se ha preguntado "qué tiene de malo un Presupuesto que destina el 54 por ciento de gasto a gasto social". "El objetivo de este proyecto es sin duda trabajar por los retos marcados para esta legislatura, como la apuesta estratégica por la innovación, la igualdad, la lucha contra el cambio climático, la cohesión territorial, el talento, la agenda 2030, la transformación digital en la idnsturia navarra", ha dicho.

Además, ha sido muy crítica con UPN, señalando que, a través de Navarra Suma, "regala escaños a quien pretende eliminar el régimen foral" y "recibe como premio la ovación y las palmaditas en la espalda de Vox, partido que esta marcando el programa de toda la derecha española, UPN incluido".

La portavoz de Geroa Bai, Uxue Barkos, ha afirmado que la enmienda a la totalidad es "un brindis al sol", advirtiendo de que la iniciativa de Navarra Suma consisten en un "folio y medio".

A continuación, ha defendido que los Presupuestos siguen "una senda continuista, en la recuperación de políticas y servicios públicos, en la vocación del orden en las cuentas, en el control de la deuda". "Son presupuestos dirigidos a potenciar la realidad de una sociedad que mira al futuro con vocación de progreso y mayoritariamente progresista, y que año a año, y desde hace cinco años, se reconcilia con esa pluralidad que Navarra Suma trata de demonizar". Barkos ha destacado que "son Presupuestos de estabilidad", incidiendo en que son las quintas cuentas que se aprueban en Navarra de forma consecutiva.

Por parte de EH Bildu, Bakartxo Ruiz ha afirmado que, "frente al proyecto caduco que plantea la derecha en este Parlamento, EH Bildu va a hacer lo que esté en su mano para que no vuelvan tiempos pasados, donde UPN pudiera manejar y mangonear Navarra a su antojo".

La parlamentaria de EH Bildu ha señalado que "el valor político del acuerdo presupuestario que hemos alcanzado entre fuerzas políticas diferentes radica en que se demuestra que hay una oportunidad para que el resto de fuerzas al izquierda de Navarra Suma seamos capaces de sentar y de llegar a acuerdos". Bakartxo Ruiz ha señalado que EH Bildu "cumple su palabra cuando alcanza un acuerdo" y ha pedido al Gobierno foral que también la cumpla.

El portavoz de Podemos, Mikel Buil, ha criticado que Navarra Suma rechaza un incremento de ingresos de 250 millones por la reforma fiscal y "plantea ahora un incremento de gasto de más de 200 millones de euros". "Ahí me falta algo, hay una incoherencia grave", ha dicho.

Así, se ha preguntado "de dónde sacamos esos más de 400 millones". "¿Los sacamos de deuda? Si me dicen que van a comprar dinero a entidades privadas para financiar los Presupuesto de Navarra, vale, pero díganoslo: planteamos seguir con la misma línea que llevamos hasta 2105 y que nos llevó a una situación lamentable de las arcas públicas. Hoy se pagan 300 millones de euros de una deuda que generó UPN durante la crisis", ha afirmado.

Por último, la portavoz de Izquierda-Ezkerra, Marisa de Simón, ha dado un "no rotundo" a la enmienda a la totalidad y ha asegurado que su formación "tiene una posición responsable, comprometida con el cambio político, alternativo a las derecha, aunque también tiene una posición autónoma en la medida en que no formamos parte del Gobierno".

Marisa de Simón ha dicho que unos Presupuestos "con la participación de Navarra Suma serían una vuelta al pasado, al ladrillo, a las privatizaciones, a los peajes en la sombra". En ese sentido, ha valorado las cuentas del Gobierno "en la medida que se mantienen las prioridades de la pasada legislatura", si bien ha expresado su "decepción" porque "no introduce mejoras significativas sobre lo alcanzado en la pasada legislatura".

Ahora, una vez descartada la devolución al Gobierno del proyecto de Ley, entre los días 10 y 18 de febrero se procederá al examen de las enmiendas parciales en la Comisión de Economía y Hacienda, cuyo dictamen será elevado a Pleno el 27 de febrero, para su definitivo debate y votación.

Concluido el plazo para la presentación de enmiendas parciales, Navarra Suma ha registrado 540, Geroa Bai 55, EH Bildu 46, PSN 37, Izquierda-Ezkerra 33, Podemos-Ahal Dugu 30. Conjuntamente, PSN, Geroa Bai y Podemos-Ahal Dugu han suscrito 10, Geroa Bai y EH Bildu 7, Geroa Bai y Podemos-Ahal Dugu 5, PSN, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos-Ahal Dugu e I-E 4, PSN y EH Bildu otras 4, Geroa Bai, EH Bildu y Podemos-Ahal Dugu 1, PSN y Geroa Bai 1, y PSN, Geroa Bai y EH Bildu 1. En total,774 enmiendas a las partidas de gasto. Y otras 29 al articulado, 9 de Navarra Suma, 7 de EH Bildu, 5 de I-E y 8 conjuntas de PSN, Geroa Bai y Podemos-Ahal Dugu. El cómputo general arroja 803 enmiendas.
 
El Proyecto de Ley Foral de Presupuestos Generales de Navarra para el ejercicio 2020, cifrado en 4.557.058.498 euros, fue admitido a trámite el 10 de enero y publicado en el Boletín Oficial del Parlamento el día 14.
 
De los 4.557.058.498 euros que se contemplan en las Cuentas, 4.239.828,493 corresponden al gasto no financiero (departamentos del Gobierno de Navarra, Parlamento de Navarra y Consejo de Navarra) y el resto, 317.230.005 euros, al gasto financiero.
 
El techo de gasto no financiero supone un incremento del 5,7% respecto al Presupuesto de 2019, que ascendía a 4.016.552.285 millones, lo que arroja una diferencia en términos absolutos de 223.276.208 millones.
 
El Gobierno de Navarra, en sesión celebrada el día 3, acordó elevar el límite de gasto no financiero en 16.745.000 euros, tras dar por bueno el informe del Director Gerente de la Hacienda Foral, donde se avanza una mejora en las previsiones de ingresos vía IRPF por importe de 15.745.000 euros. A ello hay que añadir un incremento de la recaudación en el Impuesto sobre actividades de juego por valor de un millón, motivado por la elevación del tipo de gravamen del 12% al 20%.
 
Al hilo de lo apuntado y en relación con el próximo debate de las enmiendas parciales en la Comisión de Economía y Hacienda, el Gobierno de Navarra resolvió también prestar su conformidad a la admisión a trámite de todas las enmiendas que suponen un aumento del gasto financiado con ingresos no previstos en el proyecto de Ley de Presupuestos Generales de Navarra para 2020.
 
No obstante y dado que el total de las enmiendas presentadas suponen un incremento de 47.011.538 euros, casi 31 millones por encima del aumento de ingresos previsto, el Ejecutivo Foral advierte que sólo se podrán aprobar enmiendas hasta el límite de 15.745.000 euros con cargo a ingresos con cargo al IRPF y 1.000.000 más con cargo al Impuesto sobre actividades del juego.
 
Visto el Acuerdo del Gobierno de Navarra, la Comisión de Economía y Hacienda que preside Isabel Aranburu decidió el martes, día 4, admitir a trámite todas las enmiendas que suponen aumento de gastos financiados con ingresos no previstos.