alerta sanitaria

Las “muertes indignas” en residencias ahondan la crisis en el Gobierno de Ayuso

Documentos prueban que la presidenta madrileña mintió sobre la orden de no trasladar a ancianos a hospitales

06.06.2020 | 01:19
Díaz Ayuso, ayer junto a la reina Letizia y el ministro Ábalos. Foto: Efe

pamplona – Seis documentos publicados ayer por Infolibre demuestran que Isabel Díaz Ayuso mintió sobre la orden de no trasladar enfermos de residencias a hospitales. Según este diario digital, entre el 25 y el 30 de marzo murieron en Madrid 1.364 residentes en Madrid y sólo el 13% fue trasladado previamente a un hospital. Previamente, el Gobierno de la Comunidad de Madrid había enviado a los centros sociosanitarios unos protocolos que restringían al máximo el traslado de enfermos de geriátricos a hospitales. Entre los criterios que se utilizaron para decidir quién era ingresado en un hospital y quién debía permanecer en la residencia figuraban el nivel de dependencia o la discapacidad intelectual del anciano o anciana.

El precario equilibrio en el Gobierno de Madrid entre las dos fuerzas que componen el Ejecutivo –PP y Cs– vivió otra sacudida grave cuando el consejero de Sanidad, el popular Enrique Ruiz Escudero, acusó al consejero de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad, Alberto Reyero, de la formación naranja, de "fariseísmo político". Ruiz Escudero, además, reprochó su compañero en el gabinete que haya filtrado unos correos electrónicos dirigidos a él, donde advertía de las consecuencias de no trasladar a todos los ancianos de residencias a hospitales, como indicaba el "borrador" de un protocolo.

Reyero le decía en esos correos, al inicio de la pandemia, que, si no le ayudaba, "muchos residentes fallecerían de forma indigna" y también le advirtió, si se negaba el auxilio a las personas con discapacidad: "Incurriríamos en una discriminación de graves consecuencias legales". Pero no obtuvo respuesra de Escudero. Reyero ya criticó esta semana al Gobierno de Isabel Díaz Ayuso de su falta de ética y posible ilegalidad. Más de 6.000 ancianos han fallecido en residencias madrileñas durante la pandemia por coronavirus o síntomas compatibles.

En cuanto al protocolo, Escudero explicó que "se trabajaron hasta con seis borradores hasta el documento definitivo que fue el del 25 de marzo", y reiteró que "había sido un error enviar ese borrador, puesto que era una propuesta desde la Dirección General de Coordinación Sociosanitaria pero que necesitaba el visto bueno de los 26 geriatras de enlace, que son los que establecen el criterio clínico definitivo".

Así, destacó que el protocolo definitivo ha permitido realizar cerca de 9.600 traslados de residencias a hospitales con "criterios clínicos", y aseguró que desde Sanidad han hecho "todo lo humanamente posible por tratar de curar a nuestros mayores" y que siempre se ha utilizado ese criterio. A continuación, valoró que "resulta sorprendente" que Reyero "haga referencia a correos personales", y aseguró que han llegado a mantener 21 reuniones con Políticas Sociales, "a las cuales no ha acudido ni una sola vez". "Podría haber llamado por teléfono, es todo bastante más sencillo y no entiendo a qué responde el estar con este tipo de filtraciones de cuestiones de trabajo entre consejeros que forman parte de un mismo gobierno, pero bueno, allá cada uno con su conciencia", manifestó. "No sé a qué responde toda esta actitud del consejero de Políticas Sociales, pero nosotros seguimos preocupados por nuestros mayores", zanjó Escudero.