Cuatro fallecidos en Asturias por el temporal, que causa inundaciones y cortes de vías

Tres personas murieron en accidentes de coche y otro, al intentar cruzar un río

08.02.2020 | 16:17
La vía de tren a su paso por Serrapio-Cabañaquinta, en el concejo de Aller, Asturias. Fotos: Efe

madrid - Cuatro personas fallecieron ayer en Asturias en una jornada en la que el temporal de nieve y lluvia, que afectó sobre todo al Principado y a Cantabria, provocaron también cinco heridos leves y desbordamientos, corte de vías, suspensión de clases y cierres en regiones de la mitad norte peninsular. Ante esto, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, manifestó su "preocupación", así como su "cariño y solidaridad" para los familiares de las personas fallecidas.

En Asturias, el fuerte temporal de lluvia desde el miércoles se saldó con cuatro fallecidos, tres de ellos en accidentes de tráfico y un cuarto al caer a un río coincidiendo con un episodio de crecidas fluviales. Pasadas las 11.00 horas, agentes de la Guardia Civil hallaron en el río Porciles, en Tineo, el cadáver del hombre de 41 años vecino de la localidad de Pena, que desapareció el miércoles al intentar cruzar un río para comprobar el estado de un prado.

En la misma comunidad, un hombre de 70 años falleció en Mieres al caer por un desnivel de 50 metros el vehículo que conducía. Otro desprendimiento fue la causa de la muerte de otro varón de 62 años, que se encontraba en el interior de un vehículo en Lloreo, en el concejo de Laviana, así como de heridas leves a otros dos hombres de 65 y 56 años. Asimismo, la intensa niebla en numerosos puntos del Principado fue la responsable del fallecimiento de otro varón de 42 años, que se salió con su coche de la vía en una pista forestal, tras lo que cayó por un desnivel de unos 500 metros en el concejo de Salas.

En Cantabria, la Unidad Militar de Emergencias (UME) desplazó a 120 efectivos para ayudar al operativo regional que trabaja en las zonas fluviales inundadas. En Ampuero, los vecinos están expectantes ante el posible desbordamiento del río Asón, así como de los ríos Saja, Besaya y Pas, que están en alerta.

La lluvia provocó también problemas en centros educativos, como el Leonardo Torres de La Serna de Iguña, que tuvo que ser desalojado, o el Pero Niño de San Felices, cuya planta baja se inundó. Además, las intensas lluvias causaron un desprendimiento de tierra a la altura de Las Caldas del Besaya, donde se cortó, desde las 06.40 horas, la línea de ferrocarril que une Santander con Madrid. Ante esto, el Gobierno cántabro declaró el nivel uno del plan especial ante el riesgo de inundaciones.

La nieve fue también protagonista en las últimas horas en amplias zonas del Pirineo catalán y aragonés y en Castilla y León, donde los alumnos no pudieron asistir a clase por la presencia de hielo y nieve en la calzada. En Formentera, Baleares, el puerto de la Savina reabrió, a las 13.30 horas, el tráfico marítimo tras el cierre a primera hora por el fuerte viento en las Pitiusas. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) rebaja los niveles de avisos meteorológicos para hoy, y solo continuarán en alerta naranja Gerona, Mallorca y Menorca. - Efe