Aspil-Jumpers y Osasuna Magna se enfrentan en la Copa del Rey

Los dos equipos navarros se miden en la cuarta ronda del torneo en Tudela, a partido único (martes, 18.30 horas), en el que es el primer derbi en partido oficial desde finales de 2019

23.11.2020 | 17:55
Lance de juego del amistoso de pretemporada entre el Aspil y Osasuna Magna.

La Copa del Rey de fútbol sala entra mañana en escena para los dos equipos navarros en la elite. Aspil-Jumpers y Osasuna Magna se estrenarán en la tarde de mañana en la cuarta ronda del torneo copero con un derbi que se disputará a partir de las 18.30 horas en el polideportivo Ciudad de Tudela. Sin público. Será una eliminatoria a partido único, así que quien salga victorioso del duelo avanzará a la siguiente ronda, dejando por el camino a uno de los dos equipos navarros de la máxima categoría del fútbol sala.

En circunstancias normales, este enfrentamiento entre los dos máximos exponentes navarros del fútbol sala sería toda una fiesta. Con una Caldera a reventar. Con una afición naranja entregada a los suyos e incansable durante los 40 minutos. Y con una afición verde que se desplazaría a la capital ribera en masa para apoyar a su equipo. Sin embargo, las actuales circunstancias distan mucho de ser normales y éste será el primer derbi –oficial– que se dispute bajo la actual pandemia de coronavirus –el partido de la segunda vuelta de la competición liguera de la temporad pasada se suspendió, como el resto de la competición, a causa de la pandemia–. No habrá público en las gradas y eso, sin duda, se notará.

Aspil-Jumpers y Xota deben activar el cambio de chip y adaptarse a la nueva competición que entra hoy en liza y que poco tiene que ver con la Liga. Sólo habrá una oportunidad, un partido en juego, y el que pierda quedará eliminado. Cualquier cosa puede pasar.

En un mes de noviembre plagado de partidos, ninguno de los dos ha dispuesto de mucho tiempo para preparar este duelo copero, cuyo sorteo además fue hace escasos días. El Aspil repetirá en casa después de empatar a cero el sábado con el Betis, mientras que Osasuna Magna viene de un largo viaje a Cartagena, donde este fin de semana perdió por 5-3 ante el Jimbee Cartagena.

En principio, y a tenor de las trayectorias de ambos conjuntos esta temporada, el encuentro de mañana en Tudela se prevé igualado. El conjunto que dirige Pato comenzó el curso dubitativo, encadenando cuatro derrotas consecutivas, si bien ha ido puliendo algunos aspectos y eso se ha traducido en una dinámica más positiva de resultados. De los diez partidos que ha jugado en la Liga ha ganado dos ante O Parrulo y Córdoba; ha empatado tres ante rivales como Cartagena, Inter y Betis; y ha perdido cinco frente a Santa Coloma, Peñíscola, Levante, Palma y ElPozo.

Al equipo de Imanol Arregui, por su parte, también le está faltando regularidad esta temporada, así como claridad de cara a portería –algo que le ha lastrado en varios de los partidos disputados hasta la fecha–. Con una plantilla muy renovada y rejuvenecida, ha disputado hasta la fecha los once partidos ligueros en juego, de los cuales ha ganado tres a O Parrulo, ElPozo y Peñíscola; ha empatado otros tres con Jaén, Burela y Antequera; y ha caído en cinco contra Levante, Betis, Barça, Palma y Cartagena.

Con estos mimbres, y con dos equipos que se conocen a la perfección –sobre todo sus entrenadores– a pesar de presentar muchas caras nuevas en ambos casos, se prevé una eliminatoria copera equilibrada. El que menos fallos cometa de los dos avanzará en esta Copa.

El último duelo, para el Xota

Al margen de amistosos, éste será el primer derbi que protagonicen Ribera Navarra y Osasuna Magna esta temporada. En la Liga no está previsto que se enfrenten hasta la jornada 16, que se celebrará el 4 de enero del año que viene ya.

El último partido oficial entre ambos equipos navarros se produjo el 17 de diciembre de 2019 también en el Ciudad de Tudela. El Xota se llevó la victoria por 1-3 con goles de Llamas, Bynho y Araça, mientras que por el Aspil-Jumpers anotó Nil Closas. Era el encuentro de ida. El de la vuelta, como bien es sabido, no se llegó a disputar por la pandemia.