Las pequeñas cosas de la vida

09.02.2020 | 16:43

Mi DIARIO DE NOTICIAS publicaba el 22 de junio en primera página que es violación lo de Alfonso Jesús Cabezuelo, Jesús Escudero (Jesús que quiere decir salvador), Antonio Manuel Guerrero, José Ángel Prenda y Angel Boza. Supongo que todos de misa diaria. En la página 8 se destaca la presencia de mi Asiron tras conocerse la primera condena de la Audiencia Nacional, supongo que será definitiva aunque no me fío nada de los tribunales de justicia y quizá a muchos y a muchas lectoras de DIARIO DE NOTICIAS les pasará igual.

Silencio absoluto de Maya y de sus compañeros de corporación, que adoptan un silencio cobarde que a pesar de todos los pesares cuentan con votos suficientes para volver a la alcaldía, el dichoso Maya. No voy a olvidarme de esas mujeres del PP y UPN que no dicen nada. ¿Será porque se trata de militares y guardiaciviles? Respecto a la Guardia Civil y a los militares, guardo un cariñoso recuerdo porque en mi extensa familia tuve de todo. Mi abuelo Esteban y mi padrino, el tío Honorio, fueron guardias civiles. También el comandante Buenaventura Alegría Ezcurra fue nuestro tutor, ya que me quedé sin padre a los 5 años. El que atropelló a mi padre era un falangista con poder y el juicio quedó sobreseído porque el viaje era oficial. Y ya que hablo de militares, un fervoroso recuerdo a Don Julio Oslé Carbonell, coronel jefe del Regimiento de Cazadores de Montaña número 7. Yo fui su mecanógrafo en mis tiempos del servicio militar obligatorio. Prohibió terminantemente rapar al cero a los soldados. Mujeres alcaldesas, concejalas, parlamentarias, senadoras y feministas, ¿a qué viene ese silencio tan aparatoso? El que calla otorga.