Editorial

Prevención ante la cepa británica

19.04.2021 | 00:58
Un trabajador sanitario totalmente protegido sale de una habitación de la UCI de la Clínica Universidad de Navarra.

En este año de pandemia se han registrado hasta 36 cepas diferentes del coronavirus en Navarra. Predomina la cepa británica, que ha disparado los ingresos en UCI, y asoman la sudafricana y brasileña

El servicio de Microbiología del CHN y Nasertic trabajan conjuntamente en busca de las diferentes variantes del coronavirus. Casi 400 positivos se secuencian cada semana para detectar y acotar al máximo la circulación de nuevas variantes, un trabajo encomiable que desde marzo se lleva a cabo en Navarra, que cuenta con la tecnología necesaria. En nuestra comunidad han circulado en este año de pandemia hasta 36 cepas diferentes. La cepa británica es actualmente la mayoritaria y también la más peligrosa. De hecho el 10% de los contagiados con ella acaba hospitalizado, con una media de 14 días de ingreso. Sin vacunación y con la cepa británica estaríamos repitiendo la mortalidad de la primera ola, advertía este mismo fin de semana Alfredo Martínez, director gerente del Complejo Hospitalario de Navarra. También preocupan en Europa las variantes sudafricana y la brasileña, con tan solo un caso de cada una en Navarra, dada la virulencia con la que se mueven. La llamada variante de Manaos, presente en Reino Unido y otros países europeos, no solo parece ser más contagiosa, sino que puede evadir la inmunidad proporcionada por una infección pasada. El recrudecimiento de la pandemia en Brasil se ha extendido a su vez al resto de Sudamérica, y por cierto, ya se ha detectado un posible brote de esquiladores uruguayos en Salamanca. A su vez la variante sudafricana contiene una mutación que al parecer podría permitir que el virus eluda algunos de los anticuerpos que se producen con las vacunas. Sabemos que las vacunas con las que contamos son efectivas contra la cepa británica. Las variantes de Brasil y en Sudáfrica presentan más interrogantes. Los virus no pueden mutar a menos que se reproduzcan y en definitiva es lo que hay que evitar. "Siento que vamos a seguir con la covid todo este año. Es muy puñetero", admite Carmen Ezpeleta, jefa del servicio de Microbiología del CHN, que explica que algunas variantes no se multiplicarán y otras lo harán "como locas", como ya ocurre con la británica. La mejor forma de combatir las variantes es vacunar pronto a la mayor cantidad posible de personas y continuar tomando precauciones, como el distanciamiento social y el uso de mascarilla. Las medidas preventivas siguen siendo las mismas y más necesarias que nunca. No sabemos si seguirán apareciendo nuevas mutaciones, cuanto durará la inmunidad de las vacunas o incluso si surgirán nuevos coronavirus. Queremos ser optimistas, pero ya no el verano, el año entero no va a ser fácil.

noticias de noticiasdenavarra