Orain dela 25 urte

27.02.2021 | 00:41

Hace 25 años. Entre julio de 1995 y septiembre de 1996 Navarra tuvo su primer gobierno de coalición. Los navarros que tienen menos de 40 años lo desconocen. Las personas foráneas que han decidido venir a residir en Navarra durante este tiempo viven ajenas a ello. El silencio de facto sobre aquel gobierno tiene explicación por cómo se gestó y cómo acabó. Dejo a analistas políticos e historiadores científicos que se lo cuenten a los interesados.

A propósito de lo sucedido en Mendigorría (montaña roja) con la oferta educativa que propone el actual Gobierno, quiero recordar que ya hay precedente de cambios de planificación y ordenación escolar relacionados con casos flagrantes de arbitrariedad en la falta de oferta de modelo D.

En la primavera de 1995, 19 niños y niñas de Pamplona solicitaron escolarizarse en modelo D en el CPIP San Francisco de Pamplona. El entonces consejero de Educación denegó la solicitud porque el Reglamento que desarrollaba la LFV de 1986 requería para la Zona Mixta un mínimo de 20 solicitantes. Por la misma razón se negó el modelo D a seis solicitudes de niños y niñas de 3 años en Roncal, con la particularidad de que esos seis eran todos los niños del pueblo con esa edad.

En agosto de 1995 el nuevo Gobierno de Navarra, de coalición PSN-PSOE, CDN y EA, con el apoyo parlamentario de IU, decidió ofertar el modelo D tanto en Roncal como en el CPIP San Francisco. Hoy son dos modelos plenamente desarrollados e integrados en sus ámbitos territoriales.

Muchos otros casos curiosos se han ido produciendo en estos últimos 25 años, con respuestas muy diversas en función del gobierno de turno. Es lógico habida cuenta de la idiosincrasia de nuestro pueblo navarro en relación con las lenguas propias. Pero el caso de Mendigorría es paradigmático.

El Gobierno de coalición de la legislatura pasada denegó la solicitud de las familias de Mendigorría. Sus motivos tendrían. La pugna escuela (ikastola) pública-privada también afecta al modelo D. Pero esta primavera se oferta. La vuelta del PSN-PSOE a la Consejería de Educación, 23 años después, con el Gobierno de coalición (PSN-PSOE, Geroa Bai, Podemos Ahal dugu) y el apoyo parlamentario de I-E lo hace posible. Creo que Carlos Gimeno acierta plenamente en la defensa de la libertad de enseñanza y la elección de modelo lingüístico para todos y no sólo para algunos. Así que seguro que cuenta con la aquiescencia de Navarra Suma y EH Bildu. ¡50 escaños a favor! Esta es la mejor forma de corregir a quienes equivocada e interesadamente dicen que la LOMLOE va contra la libertad de las personas.

Por fin lo que es posible además se hace. ¡Cómo no voy a estar contento! Estas son las cosas por las que merece la pena vivir. Ver que se recuperan criterios de justicia 25 años más tarde. Las familias demandantes tienen ahora la opción para decidir si se abre o no la línea modelo D en su pueblo.

Y así seguimos: "Nosotras a lo vuestro". Desde Podemos Ahal dugu atentas a la demanda de las necesidades que, en justicia, manifiesten los ciudadanos. Siempre cohonestando los intereses de todos y priorizando lo que en cada momento se precise. Tenemos muy claro el valor de la buena educación. Sabemos que sólo la educación nos hace libres y es en este momento, con derechos y libertades temporalmente detenidos por la pandemia, cuando más podemos y debemos hacer. Porque, no lo olviden, cogobernamos en Navarra y en España. Con libertad y responsabilidad vamos saliendo adelante. Los errores y los aciertos se pagan en las urnas. Lo que no obsta para que se den reclamaciones legales constantes de nuestros adversarios políticos, que la justicia viene solventando, hasta ahora siempre a nuestro favor.

Nadie pensó que fuera fácil. Ahora que el presidente Sánchez nos ha recordado que el Cielo está en la Tierra, vemos más clara aún la necesidad de su conquista. Dejamos para otras formaciones políticas las aventuras para intentar vivir en Marte. ¿Podrán?

El autor es profesor jubilado