Una sesión de control vacía por el coronavirus

El Congreso ofrece una imagen insólita e histórica, prácticamente vacío por la culpa del coronavirus. Apenas una veintena de diputados ha acudido a la sesión de control, en la que Sánchez explica las medidas contra la epidemia y sus efectos.