Una anciana de 101 años escapa de su residencia y se va a ver a su hija

09.04.2020 | 01:33
Dos ancianos se cogen de la mano.

Alemania – Una anciana de 101 años se saltó el confinamiento impuesto en Alemania por la crisis del coronavirus, y escapó el lunes de su residencia para celebrar el cumpleaños de su hija. Debido a su edad, la mujer es la persona más vulnerable del país y con mayor riesgo de contraer el COVID-19. La anciana abandonó el centro para mayores donde estaba recluida por la salida de emergencia sin que ningún trabajador se percatara de ello, informó la policía de Brunszik. Los agentes la interceptaron deambulando por la calle. Tras interrogarla, la anciana negó vivir en el geriátrico, que estaba a pocas manzanas de donde fue localizada, y aseguró que residía en casa de su hija. Los agentes confiaron en su palabra y la acercaron hasta la casa de su hija, quien confirmó que en realidad estaba alojada en la residencia. "Echaba mucho de menos a su hija", explicó la Policía. "Al menos pudo verla desde el coche patrulla", dieron los agentes que llevaron de vuelta a la mujer al geriátrico.