Rechazado el trámite de una ley de Navarra Suma para ayudas a la conciliación

20.02.2020 | 13:02
Pérez-Nievas conversa con Esparza en la sesión de este jueves.

PAMPLONA. El pleno del Parlamento de Navarra ha rechazado este jueves la toma en consideración de una proposición de ley foral de ayudas para la conciliación de la vida laboral y familiar propuesta por Navarra Suma. PSN, Geroa Bai, Podemos e I-E han votado en contra de tramitar la ley, mientras que EH Bildu se ha abstenido.

La coalición de UPN, Ciudadanos y PP proponía a través de esta iniciativa regular ayudas para la excedencia y para la reducción de jornada. En concreto, planteaba ayudas para la excedencia al cuidado de hijos menores de 12 años desde el primer hijo, al cuidado de familiares de primer grado en situación de dependencia severa o gran dependencia y al cuidado de familiares de primer grado con enfermedad o accidente grave.

En cuanto a las cuantías, "mejoraban las que ya existen", con un incremento del 10 por ciento para las familias monoparentales, familias con personas en situación de dependencia o discapacidad, víctimas de violencia de género y excedencia del hombre.

Además, la propuesta incluía también ayudas para la reducción de jornada, "que no existen actualmente", y que se dirigían al cuidado de hijos menores de 12 años desde el primer hijo y al cuidado de familiares de primer grado en situación de dependencia moderada.

En defensa de la propuesta, la parlamentaria de Navarra Suma Marta Álvarez ha advertido de que en estos momentos en la Comunidad foral "fallecen más personas de las que nacen", al tiempo que "el número medio de hijos por madre ha vuelto a descender". "Esta situación es francamente preocupante", ha señalado Álvarez, quien ha considerado "evidente" que hay que intervenir para "fomentar" la natalidad.

En contra de la iniciativa se ha posicionado la parlamentaria del PSN Nuria Medina quien ha enmarcado esta ley en "un nuevo episodio de marketing político de Navarra Suma en materia de igualdad". "Es un nuevo lavado de cara por su voto en contra de la ley de Igualdad o por los retrocesos que se están llevando a cabo en aquellas comunidades en las que gobiernan con la ultraderecha", ha sostenido.

En este mismo sentido, Jabi Arakama, de Geroa Bai, ha considerado "curiosa" la "actividad propositiva de Navarra Suma en el ámbito de la igualdad cuando sus políticas no se han caracterizado por impulsarla, sino por meter la tijera e intentar evitar cualquier avance legislativo". Y ha discrepado también de la "visión general" que transmite la iniciativa. "Navarra Suma reclama más hijos pero se desvincula de su bienestar posterior", ha opinado.

Por su parte, Bakartxo Ruiz, de EH Bildu, ha expresado su "perplejidad" por el hecho de que el Gobierno foral "no haya emitido criterio" sobre esta ley, ni sobre otra presentada también por Navarra Suma, lo que, a su juicio, indica que "o está conforme o ha hecho una dejación de funciones". Sobre la propuesta concreta presentada por NA+, ha señalado que ellos "no quieren dar carpetazo a este debate", si bien ha expresado "dudas" sobre el contenido propuesto y su "enfoque reduccionista".

En representación de Podemos, Mikel Buil ha considerado que "esta ley no es corregible a través de un proceso en comisión porque peca de cuestiones como la orientación económica que plantean", por ello se ha mostrado contrario a su tramitación. "Somos conscientes y trabajamos por reducir al máximo la dualidad social que nos ha situado este mercado de trabajo y lo que hace esta norma es generalizar las ayudas a toda la sociedad sin invertir donde realmente hace falta", ha opinado.

Finalmente, Marisa de Simón, de Izquierda-Ezkerra, también ha rechazado esta proposición de ley, ya que, según ha indicado, "aunque es evidente que hace falta medidas para fomentar la natalidad, no compartimos el modelo de madre que Navarra Suma define en esta propuesta". "Me parece una proposición de ley ñoña porque no entra en el fondo de la cuestión", ha sostenido.