Rebelo de Sousa logra la reelección en Portugal

El escrutinio provisional le otorga más del 64% de los votos lo que evita segunda vuelta - El presidente se impone al ultraderechista André Ventura y a la socialista Ana Gomes

25.01.2021 | 00:27
El candidato conservador, el presidente Marcelo Rebelo de Sousa, vota en Celorico de Basto (Portugal). Foto: Efe

lisboa – El actual presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, logró más del 64,09% de los votos en las elecciones presidenciales de ayer, según los resultados oficiales correspondientes al 77% de escrutinio, con lo que confirma los pronósticos y logra un segundo mandato con una rotunda claridad.

Rebelo de Sousa se habría impuesto así al candidato ultraderechista, André Ventura (Basta, 12,4%), a la ecologista Ana Gomes (10,28%), el ecologista Vitorino Silva (3,39%), Marisa Matias (Bloque de Izquierda, 3,63%), Joao Ferreira (Partido Comunista de Portugal, 3,63%) y Tiago Mayan Gonçalves (Iniciativa Liberal, 2,27%).

Las encuestas auguraban ya una clara victoria de Rebelo de Sousa con entre el 55% y el 62% de los votos, lo que le evita concurrir a una segunda vuelta. Sin embargo, la noticia sería el buen resultado obtenido por la ultraderecha con Ventura.

La otra noticia fue la baja participación, del 33,22%, probablemente debido a la pandemia de coronavirus y a los máximos de contagios registrados en los últimos días en el país. "Si fue posible romper el ciclo de crecimiento de la abstención en las reelecciones, sería bueno, sobre todo en pandemia", declaró Rebelo de Sousa antes de conocerse los primeros resultados.

Hasta ahora, Portugal ha registrado 636.190 casos confirmados y 10.469 muertes desde el comienzo de la pandemia, de acuerdo con el balance publicado este domingo por la Dirección General de Salud lusa. Este domingo se han sumado 11.721 casos y otros 275 fallecidos

Los colegios electorales de Portugal continental y Madeira cerraron a las 20.00 hora local y continuaron una hora más en Azores por la diferencia horaria.

La jornada estuvo marcada por la tercera ola de la pandemia y ante la que se desplegaron medidas de seguridad excepcionales, como ampliar las mesas de voto para garantizar la distancia de seguridad.

Como claro favorito en estos comicios partía el actual presidente, el conservador Marcelo Rebelo de Sousa, al que los sondeos previos a la jornada electoral daban una clara victoria en primera vuelta con cerca del 60% de los votos.

Más de 10,8 millones de electores, un millón y medio en el extranjero, estaban llamados a las urnas para elegir al jefe del Estado portugués.

Templanza, estabilidad y menos emotividad. O en otras palabras, más presidencialismo. Es la propuesta con la que se ha ganado otro mandato Rebelo de Sousa, catedrático de derecho y excomentarista televisivo de 72 años, que ha calificado estos comicios de "combate decisivo" por el crítico momento que atraviesa el país.

un presidente muy mediático En un sistema semipresidencialista que le otorga ciertas potestades, Marcelo Rebelo de Sousa ha llevado la figura del jefe del Estado a un foco mediático al que los portugueses no estaban acostumbrados, moviéndose en los límites de sus poderes.

El presidente conservador, con cinco años de mandato a la espalda, ha sido una constante en los medios y ha participado y comentado prácticamente a diario la actualidad. Una actitud muy diferente a la de sus predecesores y con la que ha estirado los márgenes de sus poderes, pero sin llegar a violar la Constitución.

Experto en Derecho Constitucional que, como diputado, participó en los trabajos para elaborar la Carta Magna, Rebelo de Sousa conoce bien los poderes que le otorga, desde disolver el Parlamento y convocar elecciones hasta vetar leyes y ser el comandante supremo de las Fuerzas Armadas.

El poder ejecutivo recae únicamente sobre el Gobierno. Aun así, el presidente no siempre se ha mantenido al margen de los asuntos del Ejecutivo y han sido frecuentes sus comentarios sobre temas que atañen a varios ministerios, que a veces han levantado críticas sobre si estaba hablando de más.

El momento que más ha marcado su presidencia fue la tragedia de los incendios de 2017. En aquel momento se mostró solidario y cercano al pueblo, fue el primero en acudir al lugar de la tragedia, y, además, dejó patente la influencia que puede tener sobre el Gobierno.

"Conmigo en el Palacio de Belém habrá un presidente independiente que no divide ni desestabiliza"

marcelo rebelo de sousa

Reelegido presidente de Portugal