Dos detenidos por receptación y robos con fuerza en Pamplona y Villava

La mayor parte de los objetos sustraídos han sido recuperados por la Policía y entregados a sus dueños

09.02.2020 | 22:49
Imagen de uno de los detenidos.

PAMPLONA. Agentes de la Policía Nacional han detenido a dos hombres como presuntos autores de los delitos de receptación, robo con fuerza y hurto, cometidos en un colegio y un centro deportivo de Pamplona y Villava.

La mayor parte de los objetos sustraídos han sido recuperados por la Policía y entregados a sus dueños, dice la Jefatura Superior en un comunicado, en el que destaca que la ventas de lo robado se realizaban a través de internet.

La investigación se inicio al recibir varias denuncias que hicieron pensar a los investigadores que los hechos podían haber sido perpetrados por una misma persona.

En un caso el autor fracturó de una patada la puerta de un colegio para acceder a las llaves de todas las dependencias del mismo, de las que se sustrajo distinto material además de un móvil de un trabajador del centro.

En este mismo colegio se denunció además en otra fecha otro hurto, en ese caso el un ordenador que posteriormente fue vendido en tiendas virtuales de segunda mano.

Un tercer robo se cometió en una caseta cerrada con llave próxima a las instalaciones deportivas del centro, en este caso el robo con fuerza de una trompeta que finalmente ha sido también recuperada.

Los últimos hechos en el citado colegio de los que se acusa a uno de los detenidos son la sustracción en los vestuarios de teléfonos móviles y el hurto de un ordenador portátil de unas instalaciones deportivas de Villava.

En un registro del domicilio del sospechoso los agentes localizaron diversos objetos que permitieron determinar la existencia de un çómplice que actuaba presuntamente como receptador de lo sustraído por el detenido para su posterior venta, por lo que se procedió también a su arresto.

Esta persona, menor de edad cuando presuntamente cometió los hechos, está acusada asimismo de conseguir objetos con los que perpetrar futuros delitos, por los que recibiría una compensación económica, y de haber creado distintos perfiles falsos en web de segunda mano donde ponía a la venta lo robado.