Cada navarro gastará 91 euros en las rebajas, que arrancan este miércoles

Los compradores aumentan en 10 euros su presupuesto para la campaña de verano

30.06.2020 | 19:39
Escaparates en las rebajas de verano del pasado año

Cada navarro gastará 91 euros en las rebajas que comienzan este miércoles, según la previsión de gasto de una encuesta encargada por la Asociación de Consumidores de Navarra Irache, que recuerda que la cifra es algo mayor que la prevista el verano pasado, que era de 80 euros.

Así lo señala Irache en una nota, en la que se remite a la encuesta para señalar que dos de cada tres personas -66 %- aprovecharán estas promociones para hacer alguna compra y un 42 % ha esperado expresamente a que lleguen las rebajas para comprar a un precio menor el artículo que ya habían elegido con anterioridad.

Por gasto en rebajas, los consumidores navarros se pueden segmentar, de forma que un 44 % gastará menos de 60 euros; un 30 %, entre 60 y 120 euros; un 16 % gastará entre 120 y 180 euros; un 6 %, entre 180 y 240 euros; un 3 %, entre 240 y 400 euros; y un 1 %, más de 400 euros.

El porcentaje de personas que aprovechan y esperan a las rebajas es mayor en mujeres y disminuye con la edad, mientras que el gasto medio previsto es algo más alto en hombres que en mujeres e igualmente mayor entre los encuestados de 30 a 45 años que en el resto. Las medias de gasto previsto son algo inferiores entre los vecinos de municipios de menos de 5.000 habitantes.

Advierte la asociación de consumidores de la conveniencia de tener en cuenta que los precios rebajados no significan una rebaja en los derechos de los consumidores, que cuentan con la misma protección que en las ventas ordinarias.

Si el producto no es defectuoso, el consumidor sólo tiene derecho a devolverlo si el comercio ofrece expresamente esta posibilidad, una práctica habitual. Puede hacerlo a través de vales, promociones publicitarias o anuncios.

En estos casos, el consumidor deberá atenerse rigurosamente a las condiciones de devolución que consten en el vale que se le dé o en el anuncio que lo explique. En ocasiones, las devoluciones se limitan a semanas o meses o solo se permiten en algunos productos.

Si un dependiente le asegura de forma verbal que usted tiene derecho a devolver una compra, se aconseja pedir que se lo certifiquen por escrito.

Muchas personas llaman molestas porque no les han dejado devolver una prenda o un producto y piensan que tienen derecho a hacerlo siempre que quieran, pero no es así y ofrecer la posibilidad de devolución es potestad del establecimiento, que puede hacerlo o no.

Otra situación diferente es si el producto está dañado, es defectuoso o no corresponde a lo que compró, casos en los que podrá reclamar que se lo reparen -algo difícil en prendas de ropa- o que le den uno nuevo en perfectas condiciones.

Eso sí, es importante comprobar el estado del artículo y comunicar la tara del producto cuanto antes, para que el comercio no alegue que la ha provocado el consumidor, algo que en ocasiones pasa, por ejemplo, con el calzado, cuando el consumidor señala que el calzado era defectuoso y el comercio que se ha estropeado por el mal uso.

En los productos rebajados debe constar el precio anterior y aquél al que ya se le ha aplicado el correspondiente descuento, aunque ha habido algún caso en el que al cliente le han cobrado un precio mayor que el anunciado en la etiqueta, por un supuesto error en la rotulación.

Un comercio sólo puede anunciar de forma genérica que está en rebajas si tiene más de la mitad de los artículos rebajados. Además, se deberán distinguir claramente los productos que están en rebajas de los que no.

La forma de pago es potestad del establecimiento y sólo si éste anuncia que se puede pagar con tarjeta el consumidor tiene derecho a exigirlo, ya sea en periodo de rebajas o fuera de él. Eso sí, el consumidor siempre puede exigir un justificante de pago y de la compra efectuada.