Osasunbidea lleva invertidos ya 50,8 millones de euros desde abril en las medidas frente a la covid-19

Los ingresos, hasta fin de agosto, se elevan a 4,8 millones: 42.000 € de donaciones y el resto del ministerio

18.09.2020 | 00:52
Trabajadoras del laboratorio de microbiología del CHN preparando muestras de PCR.

pamplona – El Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea (SNS-O) lleva invertidos 50,8 millones de euros en las medidas que ha ido adoptando para hacer frente a la pandemia del coronavirus. Así lo indica el Gobierno de Navarra en el portal de Gobierno Abierto que esta semana ha actualizado los datos acumulados desde el inicio de la crisis sanitaria, en abril, hasta el pasado mes de agosto incluido.

Según esta fuente informativa, los ingresos para esta misma finalidad ascienden a 4,8 millones de euros, cuyas principales cuantías provienen del Ministerio de Sanidad (4,7 millones) mientras que las donaciones dinerarias de particulares apenas superan los 42.000 euros.

el 41,5% en personal De los 50,8 millones invertidos por Osasunbidea para afrontar la crisis del coronavirus, la principal partida es la relativa a los gastos de personal que con 21,3 millones supone el 41,5% del total del gasto realizado hasta ahora. Cabe indicar a este respecto que, según anunció la consejera de Salud, Santos Induráin, en la comparecencia parlamentaria celebrada a final de agosto, se ha procedido a renovar las contrataciones del personal de refuerzo. Induráin recordó entonces que "la respuesta inmediata a la pandemia en su episodio más agudo nos llevó a completar las plantillas del sistema sanitario con refuerzos covid- 19. Una parte importante de ellos continuaron contratados de cara al verano para garantizar no solo estos resortes covid 19 sino también en gran medida las sustituciones durante las vacaciones".

Y añadió que "ante la evolución epidemiológica y las previsiones ante la llegada de la temporada de otoño e invierno han llevado al departamento de Salud a proceder a la renovación de los contratados de este personal de refuerzo. Son contratos que terminaban el 31 de agosto y se van a renovar de salida hasta fin de año. De esta manera se logra el doble objetivo de fidelizar a un personal ya formado y que pudiera haberse ido a otras autonomías que están también fortaleciendo sus plantillas así como contar con un margen dedicado dar salida a carga a de trabajo acumulada más allá de la propia contingencia, campañas de vacunación, rastreo, cribados especiales€.", destacó la consejera.

En conjunto, se trata de 798 profesionales de distintas categorías, ámbitos y centros (incluidos los rastreadores). La consejera precisó que por estamentos el grupo más numeroso es el de Enfermería (420) seguido de TCAE (técnicos de Cuidadores Auxiliares de Enfermería) (215) y auxiliares administrativos (49). Los celadores suman 29 y técnicos de emergencias sanitarias son 28 mientras que en el procesado de PCR llegan a 27 puestos. En un tercer bloque, dejando aparte los 10 contratos de servicios generales, por cantidad de puestos están los trabajadores sociales (13), facultativos especialistas de área (6), médico de Urgencias (2), psicólogo (1) matrona (190), técnico en Farmacia (2,9 jornadas) y conductores (2).

De estos refuerzos, por niveles asistenciales, 158 están en Atención Primaria, 492 en el CHN, 81 en Tudela, 52 en Estella, 10 en servicios centrales y 5 en salud mental, precisó Induráin. "Se trata de una apuesta presupuestaria importante que se realiza con el convencimiento de que la mejor inversión que se puede hacer hoy en día es en salud ya que controlar la pandemia nos puede permitir reactivar la vida social y económica además de salvar vidas y atender las consecuencias de esta enfermedad en muchas personas", precisó la consejera.

el 36,8% en material El segundo gran bloque del gasto acumulado entre abril y agosto para afrontar la covid es el referido a la adquisición de material sanitario. En concreto, y siempre según los datos publicados en el portal de Gobierno Abierto, esta inversión supone el 36,8% del total (18.795.912 euros). En este apartado destaca por su cuantía el gasto por la adquisición de instrumental y utillaje de consumo. Cabe destacar que solo en material sanitario de consumo la inversión supera los 11 millones y la adquisición de productos químicos de laboratorio se elevan a 5,5 millones de euros.

las derivaciones Para el pago de los conciertos con los centros de la red pública sanitaria de Navarra, el SNS-O ha abonado un total de 4,2 millones de euros, lo que supone el 8,2% de la inversión. En este apartado cabe señalar que la cantidad correspondiente a las derivaciones de pacientes covid a los centros privados asciende a 2,9 millones, un 5,8% del total, siendo el resto del gasto de conciertos referido a a otras actuaciones como las terapias respiratorias.

Desde que comenzó la pandemia, el Departamento de Salud aprobó un plan de contingencia con mando único liderado por el departamento para la utilización de la red pública y privada en la atención del coronavirus. Tras un verano en el que los ingresos hospitalarios han sido muy pocos, esta semana se han reanudado las derivaciones a la red privada y concretamente al Hospital de San Juan de Dios (donde el miércoles había 11 ingresados covid en la unidad aislada del resto de pacientes que con 24 camas ha sido habilitada para pacientes de coronavirus) y la Clínica Universidad de Navarra (donde en la misma fecha había dos pacientes).

El 5,9% del gasto extra de Osasunbidea para hacer frente a la crisis del coronavirus, con un total de 3.025.796 euros, ha estado destinado hasta ahora a inversiones, entre las que destacan el equipamiento médico (1,5 millones).

Los gastos por el pago de fármacos también es importante. Asciende a 1,1 millones de euros, lo que constituye el 2,2% de la inversión extra frente al covid. La relación se gastos se cierra con una partida de otros gastos corrientes que asciende a 1.773.500 euros, en la que destacan los 520.000 euros destinados a transporte sanitario los 125.059 euros destinados al servicio de limpieza.

de 17,6 a 50,8 en cinco meses El incremento del gasto destinado a costear las medidas adoptadas por el Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea ha ido aumentando paulatinamente conforme avanza la pandemia y se adoptan las medidas. Así en abril, el gasto se elevó a 17,6 millones. En el mes de mayo, este gasto acumulado ascendía a 29,1 millones. En junio, la inversión total superaba los 38,5 millones y un mes más tarde, en julio cuando el efecto de la pandemia registró la incidencia de casos e ingresos más baja, cerró con un gasto acumulado de 38,9 millones de euros.

La pandemia en agosto ha comenzado a repuntar con más contagios e ingresos. El último informe epidemiológico del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra advierte de la alta incidencia de coronavirus en Navarra con una tasa de 300 casos por cien mil habitantes, y si bien precisa que en la mayoría se trata de casos leves, subraya que esta incidencia se está traduciendo en un 5,5% de ingresos hospitalarios. Indica igualmente que pese a la tendencia al alza, la ocupación de camas covid se mantiene en un 7%, un punto y medio por debajo de la media estatal.

En lo últimos días, la incidencia ha aumentado de forma importante en las áreas de salud de Tudela, donde continua la tasa mas alta con 431 casos por cien mil habitantes; seguida de la de Pamplona-Iruña (256 casos por cien mil habitantes) y la de Estella-Lizarra (208 casos por cien mil habitantes).

 

Las donaciones privadas, escasas. El Gobierno foral abrió la posibilidad de que la población pudiera hacer aportaciones privadas para hacer frente a los gastos extras de esta pandemia que se ha saldado con 549 fallecimientos y lleva detectados mediante PCR 13.722 pacientes en Navarra. Hasta finales de agosto, se han aportado 42.144 € mediante donaciones privadas (asociaciones 5.800 €; congregaciones religiosas 8.700 €; particulares 4.645 €; sociedad anónima 300 €; y sociedad limitadas, 22.699 €).