Calidad de vida en la Navarra rural

02.04.2022 | 00:01
Calidad de vida en la Navarra rural

Navarra no debe dejar a nadie atrás territorialmente. A ningún municipio. A ningún Concejo. A ninguna persona.

Las Administraciones debemos garantizar que toda la población tiene un acceso equivalente a servicios e infraestructuras, independientemente de su lugar de residencia.

En el momento actual, qué duda cabe que el equilibrio territorial es más necesario que nunca. Es la base de una sociedad que es capaz de extender al conjunto de la ciudadanía la igualdad de oportunidades. Ese equilibrio debe basarse, por tanto, en la existencia de opciones de vida adecuadas a cada espacio.

Ahora más que nunca debemos dejar de entender lo rural como todo lo asociado a las labores del campo y empezar a entenderlo como un espacio geográfico extenso, de poblamiento disperso, multifuncional en lo social y en lo económico, con alta calidad ambiental y en el que vivir y prosperar, haciendo uso de sus activos materiales y humanos y atrayendo a nuevos talentos y emprendedores, no solo es posible, sino que resulta necesario y beneficioso para el conjunto de la sociedad.

Tal y como se recoge en el Plan Reactivar Navarra – Nafarroa Suspertu 2020-2023, debemos potenciar un modelo de desarrollo territorial sostenible a través de la revitalización de la actividad en el medio rural.

Reactivar Navarra es reactivar el medio rural. Este Gobierno trabaja ya en nuevas oportunidades que sitúan a las zonas rurales como parte fundamental para salir de la crisis, apostando por modelos de negocio viables, generadores de empleo y que apuestan por actividades que solventan necesidades sociales desde un desarrollo inclusivo.

El emprendimiento y la innovación social son claves en este contexto. 14 nuevas acciones en diferentes ámbitos se están impulsando y se van a poner poner en marcha en zonas rurales parar reducir y corregir las desigualdades territoriales: desde iniciativas de coliving y de cohousing intergeneracional, en materia de vivienda, hasta un sistema de bonos de impacto social (BIS) a nivel regional que será pionero en España y que nos permitirá financiar intervenciones innovadoras que solucionen problemas sociales concretos, o la creación de un dispositivo comarcal para recuperar tierras y montes abandonados e infrautilizados como generadores de oportunidades de empleo en zonas rurales, por enumerar algunos ejemplos.

Pero reactivar Navarra es, sin lugar a dudas, apostar por la tecnología, internet, las comunicaciones... Han sido fundamentales para afrontar la epidemia del COVID-19. Han marcado nuestro pasado, están marcando nuestro presente y, qué duda cabe, que son nuestro futuro.

Las personas hemos potenciado la versión on line de nuestras vidas, resaltando la importancia de la conectividad y la accesibilidad a las nuevas tecnologías de la totalidad de la población.

La sociedad demanda unas buenas infraestructuras tecnológicas y la conectividad se revela como elemento necesario para fijar población en el medio rural.

En este sentido quiero poner en valor el Plan de Banda Ancha II, que prevé posibilitar la conexión a Internet de Banda Ancha a toda la población de Navarra en el año 2024.

No hay duda de que otra de las claves para hacer más atractivo vivir en el medio rural es asegurar el derecho de la ciudadanía a la movilidad. Además, desde la administración debemos garantizar que la práctica totalidad de los navarros y navarras dispongan de acceso a los servicios públicos básicos. Debemos facilitar también el acceso a la vivienda en el medio rural si queremos paliar el fenómeno del despoblamiento.

Indudablemente, necesitamos también un enfoque de trabajo en red, con la implicación de los poderes públicos y la coordinación entre los distintos agentes presentes en el territorio. Cabe destacar que el Gobierno de España es el promotor al máximo nivel de la lucha contra la despoblación, para lo que se ha creado la Comisión Sectorial para el Reto Demográfico. Todas nuestras acciones y nuestra estrategia de lucha contra la despoblación tienen que enmarcarse dentro de la Estrategia Nacional Frente al Reto Demográfico. Ésta debe ser un Pacto de Estado con vocación de permanencia y un instrumento clave que servirá para optimizar la captación de fondos.

La Unión Europea ha trazado una hoja de ruta para una reconstrucción económica sólida, inclusiva y resiliente. El mecanismo de Recuperación y Resiliencia es una poderosa herramienta que nos ayudará a enfrentarnos a las repercusiones sin precedentes de la crisis sanitaria.

En definitiva. Debemos seguir promoviendo opciones de vida adecuadas a cada espacio de vida. Debemos ver el medio rural como un lugar de oportunidades: oportunidades para tener calidad de vida; para emprender un negocio; para disfrutar de la naturaleza; para hacer un proyecto de vida...

Solo así construiremos efectivamente una Navarra equilibrada, armoniosa y sostenible donde se asegure la igualdad de oportunidades de sus ciudadanos y ciudadanas, independientemente del lugar en el que hayan elegido vivir.

Presidenta del Gobierno de Navarra

Debemos potenciar un modelo de desarrollo territorial sostenible a través de la revitalización de la actividad en el medio rural

El emprendimiento y la innovación son claves en la lucha contra la despoblación y en la revitalización de la actividad de las zonas rurales

noticias de noticiasdenavarra