Italia supera los 20.000 muertos por coronavirus con 566 en las últimas 24 horas

El número total de contagios se situa en 159.516 personas

13.04.2020 | 18:28
Una mujer con mascarilla en Roma, Italia.

Los fallecidos en Italia con coronavirus alcanzaron hoy los 20.465, al registrarse 566 en las últimas 24 horas, una cifra muy superior a los 431 del domingo, que fue la más baja en las últimas tres semanas,

El número total de contagios se situó en las 159.516 personas, lo que supone un aumento de 3.153 en el último día, confirmando la tendencia de reducción de contagios de los últimos días, según los datos ofrecidos hoy por el jefe de Protección Civil, Angelo Borrelli, en su boletín diario.

El número de personas actualmente positivas en test de coronavirus en Italia es de 103.616, con un aumento de 1.363 respecto al domingo, cifra menor que los días anteriores. De ellas, 72.33 están aisladas en sus casas con síntomas leves (el 70 % del total) 28.023 ingresadas en los hospitales y 3.260 en cuidados intensivos.

En lo que se refiere a los pacientes que han superado la enfermedad, otros 1.224 han recibido el alta, por lo que 35.425 personas han superado ya el Covid-19 en Italia desde que comenzó la pandemia.

Durante la rueda de prensa, Giovanni Rezza, director de enfermedades infecciosas del Instituto Superior de Sanidad (ISS) y miembro del comité científico-técnico que asesora al Gobierno, ha recalcado que "todavía estamos en fase 1" aunque hay "señales positivas".

"La cifra de muertos es aún elevada", ha destacado, adelantando que este dato será el último en disminuir porque "el tiempo que va entre el contagio y el deceso es más largo que el que va entre el contagio y el diagnóstico". Aunque los más de 500 muertos sigue siendo una cifra "triste y dramática", no son los mil que había hace unos días, ha resaltado.

Rezza ha explicado que sigue habiendo casos pese a que ya hace un mes que se impuso el confinamiento porque normalmente se tarda unos 20 días entre el contagio y la notificación, lo que permite por ejemplo que haya contagios intrafamiliares, si bien ha confiado en que el hecho de que ahora se estén realizando más pruebas acorte estos plazos y reduzca por tanto los contagios, al tiempo que ha prevenido que "los casos disminuirán pero el virus seguirá circulando".

Por otra parte, la ministra de Transporte, Paola De Micheli, ha dado algunas pistas sobre cómo serán las cosas una vez se inicie la llamada 'fase 2' con el levantamiento de algunas restricciones, algo que en el caso de Italia no se espera que ocurra hasta el inicio de mayo, ya que las actuales restricciones van a ser ratificadas, aunque con algunos cambios.

"Deberemos imaginarnos una sociedad en la que no todos van y vuelven al trabajo a la misma hora, con horarios flexibles, sobre todo en las oficinas públicas", ha comentado en una entrevista en Radio1, si bien no ha entrado en más detalles sobre si en los autobuses, por ejemplo, se limitarán las plazas a solo las sentadas. "No hemos llegado a este nivel de profundidad", ha replicado.

VÉNETO RELAJA ALGUNAS RESTRICCIONES

Donde ya van a comenzar a relajarse algunas medidas es en Véneto, una de las regiones más golpeadas inicialmente pero que consiguió contener los contagios. Así, el presidente regional, Luca Zaia, ha anunciado que se permitirá realizar actividades motoras en solitario y sin el límite de 200 metros actual, pero siempre en las proximidades del domicilio.

"He suprimido los 200 metros en un acto de gran confianza", ha confesado, insistiendo en que sea "cerca de casa, no a cuatro kilómetros". "El radio medio es el de sentido común", ha agregado, insistiendo en que "la emergencia no ha terminado".

Además, ha insistido en que solo está permitido salir de casa acompañado en caso de "discapacitados o menores de 14 años" y "respetando siempre el distanciamiento social". "Está prohibido salir a quien presenta más de 37,5 grados de temperatura", ha advertido, alertando de que "si te para la Policía y tienes fiebre es un delito".

Entretanto, el presidente de Lombardía, Attilio Fontana, ha confiado en que "pronto" comenzará un descenso más marcado en las cifras. "Hemos registrado un periodo de descenso moderado pero estoy convencido de que comenzará un descenso más intenso, más violento y vertical y que se interrumpirá el contagio", ha sostenido en declaraciones a una emisora local.

Asimismo, ha considerado que si el coronavirus ha golpeado tan fuerte en Lombardía es porque "muy probablemente estaba circulando desde hacía días en nuestro territorio". "De lo contrario, no se explicaría esta oleada de una violencia inaudita que no ha podido ser controlada de ningún modo", ha valorado, incidiendo en que en Lombardía "si la gente no era hospitalizada no sobrevivía".

Por otra parte, el Ministerio de Interior ha informado este lunes de que se han realizado más de 270.000 controles --213.500 a personas y más de 60.000 a actividades-- durante la Semana Santa por incumplimiento de las medidas restrictivas, de los que 13.756 han terminado en sanciones, en el caso de personas, y 121 en el de negocios.