cientos de miles de hectáreas afectadas

Bolivia y organismos internacionales acuerdan un plan contra incendios

10.02.2020 | 01:53
Soldados bolivianos descansan tras frenar un incendio en el Parque Nacional de Otuquis. En Bolivia han ardido en pocos meses más de 9.500 km2.

La Paz. El Gobierno de Bolivia y varios organismos internacionales acordaron este lunes realizar un plan enfocado en la prevención, acción y recuperación en caso de incendios después de la contingencia que ha dejado en el país cientos de miles de hectáreas afectadas en la región oriental de la Chiquitania.

En una declaración a los medios en Santa Cruz, el presidente de Bolivia, Evo Morales, señaló que se esperará "un plan bien estructurado" en una semana que atienda las labores de prevención, acción y recuperación principalmente en casos de incendios.

La decisión emerge tras una reunión que sostuvo el mandatario con representantes de la Corporación Andina de Fomento (CAF), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), junto a algunos expertos británicos y estadounidenses, en la que participó la ministra boliviana de Planificación, Mariana Prado, y de Medio Ambiente, Carlos Ortuño.

El jefe de Estado indicó que una "coincidencia" en la reunión es que los fuegos o incendios forestales que ha estado soportando Bolivia por más de un mes se deben al cambio climático y que son fenómenos cíclicos que se manifiestan cada cierto tiempo.

Morales apuntó que uno de los aspectos que hay que atender para la prevención de incendios es la dotación de equipamiento además de la formación de los pobladores de las zonas vulnerables a ese tipo de desastres.

Sobre el nivel de acción, el presidente boliviano aseguró que su Gobierno está en la "obligación" de reforzase con aeronaves como el Boeing Supertanker o el Helitanker para hacer más efectiva la ayuda estatal a las regiones en las que este se presente el problema de fuegos descontrolados.

Finalmente Morales reconoció la necesidad de trabajar "conjuntamente" a los organismos internacionales para aplicar medidas orientadas a la recuperación de las zonas afectadas por los incendios.

A propósito, el experto británico radicado en Bolivia por más de una década Chris Gannon destacó que está en marcha un proyecto entre los gobiernos de Bolivia y Reino Unido en la constitución de un centro de capacitación contra incendios y emergencias.

La misión fundamental de ese centro será la "estandarización" de los conocimientos para la acción ante incendios, aseguró.

Los incendios en la Chiquitania, una región de transición entre el Chaco y la Amazonía, superan las 700.000 hectáreas según las autoridades nacionales aunque instancias como la Gobernación de Santa Cruz han asegurado que el desastre afectó a más de un millón.

La secretaria de desarrollo humano de la Gobernación cruceña, Paola Parada, manifestó este lunes que varias reservas naturales de importancia nacional y municipal han sido afectadas por los incendios.

El parque nacional Otuquis tiene una afectación del 20 por ciento, el parque nacional San Matías de un 7 por ciento, la reserva municipal de Tucavaca un 9 por ciento, la laguna de marfil ubicada en la frontera con Brasil está afectada en un 35 por ciento y el parque nacional Ñembi Guasu un 18 por ciento a causa de los incendios, aseguró.

La funcionaria reiteró el pedido al presidente del país, Evo Morales, para declarar desastre nacional por la situación "compleja y complicada" que también ponen en riesgo a otras reservas naturales ricas en fauna y flora.

Los incendios han cobrado la vida de un comunario en la región cochabambina de Sacaba y de un bombero en la zona de los Yungas paceños, de acuerdo a lo informado por las autoridades bolivianas.

Los desastres a causa de los incendios en la Chiquitania han empujado, en primera instancia, a que las autoridades departamentales declaren la situación de desastre y al Gobierno nacional a abrirse a la ayuda internacional.