El Gobierno llevará organismos públicos a zonas despobladas

Sánchez promete apostar por el progreso de todos los territorios al día siguiente de verse con Torra

29.02.2020 | 01:46
El Gobierno llevará organismos públicos a zonas despobladas

pamplona – El Gobierno tiene intención de descentralizar organismos públicos y trasladarlos a provincias despobladas para ayudar a estos territorios dentro de su estrategia para afrontar el reto demográfico, que ayer abordaron el presidente, Pedro Sánchez, y doce ministros en Logroño.

El jefe del Ejecutivo eligió La Rioja para continuar con la ronda autonómica que comenzó con el encuentro con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y se reunió con la presidenta de esta Comunidad, Concha Andreu. Además, Sánchez optó por Logroño para presidir la reunión constitutiva de la Comisión Delegada para el Reto Demográfico, que echó a andar con la promesa del presidente de un plan de choque con 30 medidas para luchar contra la despoblación.

Como una estrategia transversal y una política de Estado que involucra a todo el Ejecutivo definió el Gobierno –Sánchez primero y la vicepresidenta del ramo, Teresa Ribera, después– el compromiso del Gobierno con el reto demográfico, en un país que, como han recordado ambos, tiene nueve regiones que llevan años perdiendo población de forma sistemática. Es en cualquier caso, como recalcó la ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, un compromiso que sólo dará frutos a medio y largo plazo.

El presidente del Gobierno subrayó la necesidad de abordar el reto demográfico para garantizar la cohesión, apostar por la igualdad entre territorios y crear oportunidades "donde no existen" y puso como ejemplo es La Rioja, donde el 80% de los municipios tiene menos de 500 habitantes.

En el contexto de estas medidas, Sánchez insistió, un día después de reunirse con el presidente catalán, Quin Torra, en trasladar el compromiso del Gobierno "con el progreso de todos los territorios" y su apuesta por el diálogo con todas las comunidades autónomas.

En la comparecencia de prensa posterior a la reunión de la Comisión, Teresa Ribera explicó que el Ejecutivo va a descentralizar "centros de referencia" de la administración del Estado, como también prepara un estatuto de pequeños municipios que ayude a estas poblaciones a acceder mejor a los servicios. Ribera apenas entró en detalle sobre las medidas y aseguró que se irán concretando más adelante. Tras la comparecencia de la vicepresidenta cuarta, la Moncloa remitió un comunicado en el que hablaba del traslado del Centro de Proceso de Datos de la Seguridad Social a Soria, pero después informó de que había difundido esa nota por error. En la comparecencia, Ribera sí precisó que los centros que podrían descentralizarse son los dedicados a procesos de datos o documentación o al mantenimiento de infraestructuras viarias.

Sobre el estatuto para los municipios pequeños, explicó que hay que "adecuar" algunas normativas a una realidad que ahora no tiene respuestas adecuadas y puso un ejemplo, el de flexibilizar la obligación de no contratar al mismo proveedor para que sí puedan hacerlo los núcleos pequeños. Del mismo modo admitió la necesidad de "actualizar" las escuelas rurales o de fomentar los centros de la UNED en las provincias más afectadas por la despoblación. Proyectos piloto de 5G, universalización de la banda ancha y favorecer la movilidad, potenciando en algunas zonas el taxi rural o mejorar las líneas interurbanas en otras, así como la "discriminación positiva" en la rehabilitación de viviendas, fueron otras de las actuaciones que citó Ribera.

el apunte

Los datos de la Seguridad Social ¿a Soria? Tras la comparecencia de la vicepresidenta cuarta, Teresa Ribera, la Moncloa remitió un comunicado en el que hablaba del traslado del Centro de Proceso de Datos de la Seguridad Social a Soria, pero después anuló esta nota de prensa que, según explicó, había difundido por error.

Iglesias y la reina. La reina Letizia y el vicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias compartieron ayer un acto en A Coruña, el primero en el que un miembro del Gobierno de Unidas Podemos acompaña a Letizia. Se trata del Premio Social de la Fundación Princesa de Girona al que asistió Iglesias como ministro de Derechos Sociales. Su presencia causó expectación por el plante en enero de Irene Montero a la reina.