El líder del Polisario regresa a Argelia en un vuelo de madrugada desde Noáin

Llegó a Noáin en un coche tras pedir el alta voluntaria - Portaba la documentación a su nombre con la que entró - Marruecos fue informado de la salida

01.06.2021 | 22:56
El secretario general del Frente Polisario, Brahim Ghali.

El secretario general del Frente Polisario, Brahim Ghali, ha abandonado España este martes por la noche en un avión oficial argelino desde el aeropuerto de Pamplona, según fuentes consultadas por Europa Press. Lo ha hecho en un avión argelino de una delegación diplomática que vino a recogerle y que le ha trasladado a Argel para que se termine de recuperar de la COVID-19.


El avión fletado para el traslado, a su llegada a Noáin. Foto: Patxi Cascante

Se trata de un vuelo diferente al que ayer fue desviado desde Ibiza a Argel porque no contaba con los permisos pertinentes y que tenía como destino el aeropuerto Logroño-Agoncillo. Este nuevo vuelo salió durante la tarde de este viernes de Argel, cuenta con todos los permisos, precisamente por esa delegación diplomática que va a acompañar a Ghali hasta Argelia, según ha  informado la Cadena Ser. El avión llegó a Noáin, vía Burdeos, a las 00.20 horas y despegó a las 01.40 horas.

Los permisos para este vuelo han sido otorgados por los Ministerio del Interior y de Fomento y el avión despegó pasada la medianoche del aeropuerto de Pamplona con Gali, quien llegó en un coche, aunque en un principio se dijo que en ambulancia, acompañado de Salem Lebshir, su mano derecha.


Colaboradores de Gali, a su llegada al aeropuerto de Noáin. Foto: Patxi Cascante

Ghali había abandonado sobre las 21.30 horas el Hospital San Pedro en Logroño, donde estaba ingresado desde el 18 de abril, para ser tratado de COVID-19. El líder saharaui, que esta mismo martes ha declarado desde el hospital riojano, de forma telemática, ante la Audiencia Nacional, ha dejado el centro hospitalario de forma discreta.

El líder del Frente Polisario pidió el alta voluntaria y, pese a las recomendaciones del personal médico, abandonó el centro hospitalario sin estar completamente recuperado, ha informado el diario La Rioja. De hecho, Gali lleva una sonda urinaria y otra nasogástrica

Pese a su precipitada salida del centro hospitalario logroñés, a Gali, según el mismo medio, no le han quedado secuelas graves relacionadas con la covid, salvo que por el momento su estado es débil y apenas puede andar, según ha podido confirmar el diario. Ahora, el líder del Polisario necesitará seguir siendo tratado en Argelia y deberá someterse a rehabilitación.

El ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Abalos, aseguró tras el alta del líder del Frente Polisario que la "atención humanitaria" al secretario general del Polisario había concluido. "No tiene más sentido que permanezca en España", zanjó en una entrevista en TVE.


Los saharauis Nadjet y Lahya Selm se desplazaron al aeropuerto para acompañar a Gali. Foto: A. Ibarra

Fuentes saharauis han señalado que Gali completará su recuperación de la covid-19 en Argelia, una vez que ha superado la fase más crítica de la enfermedad, tras permanecer 54 días ingresado en España. El líder saharauai  emprendió el viaje para salir de España después de que el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz lo dejara el martes por la mañana en libertad sin dictar medidas cautelares tras interrogarle.

SABER MÁS La Audiencia Nacional reabre una segunda causa a Brahim Ghali

Tras subrayar que el juez no dictó medidas cautelares contra él, por lo que "no tiene restringida su libertad de movimientos", el Ministerio de Exteriores subrayó que el líder del Polisario "portaba la documentación a su nombre con la que entró en España" y que "las autoridades marroquíes, a través de los cauces diplomáticos, habían sido informadas de su salida" de España.

Precisamente, el hecho de que no se le informara de la decisión de acoger a Gali en España fue una de las mayores quejas de las autoridades marroquíes, que en todo momento han insistido en que entró con una identidad falsa, a pesar de que el Gobierno español ha dicho reiteradamente que llevaba un pasaporte diplomático argelino a su nombre, según ha informado El País.

SIN MEDIDAS CAUTELARES


El secretario general del Polisario ha reivindicado a través de su oficina su decisión de "cooperar" con la Justicia española puesto que "no tiene nada que ocultar", confiado en que destapará "las falsedades, fraudes y las sórdidas manipulaciones que se hallan detrás de las infundadas acusaciones de los servicios marroquíes".

La Presidencia de la autoproclamada República Arabe Saharaui Democrática (RASD) ha defendido el compromiso de Ghali con "la supremacía del Derecho y el apego a los principios de la justicia", horas después de que el líder del Polisario compareciese telemáticamente ante la Audiencia Nacional desde el hospital de Logroño.

Según la RASD, las acusaciones se enmarcan en una "propaganda" que quiere presentar al verdugo como víctima, en alusión a Marruecos, al que ha acusado de recurrir a prácticas propias del Apartheid con el objetivo de "exterminar" al pueblo saharaui mediante engaños, dirigidos también "a la opinión pública internacional".

El Polisario considera que la colaboración con la Justicia de Ghali -sobre el que no pesan medidas cautelares de ningún tipo- evidencia ante el "enemigo" que "no podrá seguir adulterando los hechos en todo momento, volviéndolos a su favor y en contra del pueblo saharaui".

La oficina de Ghali ha denunciado que son las autoridades marroquíes quienes siguen cometiendo abusos y les ha afeado que impidan "insistentemente" que la misión de paz de la ONU (MINURSO) incluya dentro de su mandato la vigilancia de cuestiones relativas a los Derechos Humanos y, en general, cualquier tipo de observación internacional.

De esta forma, ha añadido, los "territorios ocupados" se habrían convertido "en una cárcel colectiva sin ningún contacto con el exterior y en la que se cometen diariamente las mayores atrocidades contra una población indefensa".

"El régimen de ocupación marroquí no debe seguir pisoteando impunemente la legalidad internacional, condición que le ha permitido cometer atrocidades y le animará a seguir perpetrándolas", ha denunciado el Polisario, que ha instado al Consejo de Seguridad de la ONU a asumir su responsabilidad y "hacer frente a la barbarie, el chantaje y a la ley de la jungla".

noticias de noticiasdenavarra