El 80% de los pacientes de cáncer infantil supera una enfermedad que suma cerca de 20 casos al año

Navarra celebró este viernes el Día Internacional del Niño con Cáncer que este año reivindicó un protocolo específico para prevenir y abordar las secuelas de los supervivientes

08.02.2020 | 19:50
Los escolares de Primaria del colegio Sagrado Corazón hicieron alusión al lema del manifiesto de la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer, ‘No dejes de seguirme’.

Navarra celebró este viernes el Día Internacional del Niño con Cáncer que este año reivindicó un protocolo específico para prevenir y abordar las secuelas de los supervivientes.

LA CAMPAÑA

31.894 € de Lotería de Navidad donan los clientes de Saltoki a 'Niños contra el Cáncer'. Un total de 12.053 clientes de Saltoki han donado sus premios de Lotería de Navidad, que suman 31.894 euros, al programa Niños contra el cáncer, de la Clínica Universidad de Navarra. Saltoki ofrecía participaciones de Lotería de Navidad a todos sus clientes por realizar sus compras habituales y estos donaron entre 1 y 437 euros a la causa, la mayoría pequeñas donaciones por debajo de 10 euros. Y, con el objetivo de contribuir a la labor que desarrolla Niños contra el cáncer, les daba la oportunidad de donar sus premios a este programa que tiene el doble objetivo de promover la investigación en cáncer infantil y apoyar a las familias para que puedan acceder a tratamientos específicos. Ayer se entregó el dinero en el que participaron tres clientes de Saltoki, en representación de todos los profesionales de la fontanería, la electricidad, la climatización, la reforma o la construcción que se han unido para colaborar en la lucha contra la primera causa de muerte en niños de países desarrollados.

pamplona - La Comunidad Foral se sumó ayer a la celebración del Día Internacional del Niño con Cáncer que este año se centra en los supervivientes y en la reivindicación de un protocolo específico para ellos que permita la prevención y el tratamiento de las posibles secuelas, tanto físicas como psicosociales.

Cerca de 1.400 niños y adolescentes enferman cada año de cáncer a nivel estatal, una cifra que Navarra sitúa por debajo de la veintena de casos anuales, siendo la leucemia aguda y los tumores cerebrales las patologías más comunes entre los pacientes infantiles.

Actualmente, la tasa de supervivencia del cáncer en niñas y niños se sitúa en torno al 80%, una cifra que ha ido creciendo en los últimos años. Así, más de 11.000 jóvenes entre 15 y 30 años serán supervivientes de cáncer infantil a nivel estatal en el año 2020, según datos expuestos por el codirector científico del Registro Español de Tumores Infantiles (RETI).

De esta cifra, más del 70% de los supervivientes "pagará el precio del éxito" con efectos tardíos debido a la propia enfermedad o los tratamientos, con consecuencias para su salud y calidad de vida, según explicó María Sagaseta de Ilúrdoz, médica adjunta de la Unidad de Oncología Pediátrica del Complejo Hospitalario de Navarra (CHN).

A pesar de finalizar los tratamientos con éxito, estos pacientes forman un grupo de riesgo que necesita ser vigilado, y es que el 62% de ellos desarrollará al menos una enfermedad crónica a lo largo de su vida. Los sistemas más afectados son el sistema nervioso (39%), los ojos y oídos (22%) y el genitourinario (17%).

Asimismo, los supervivientes tienen un riesgo de 8,4 veces mayor de muerte a los cinco años de finalizar el tratamiento que su grupo de población por edad y género, y las leucemias tienen hasta cinco veces más riesgo de volver a ocurrir en el colectivo infantil.

Por este motivo, y como reivindicación insignia de este año, Adano (Asociación de Ayuda a Niños Oncológicos) también se sumó a la petición de conformar una unidad específica para abordar las secuelas que la gran mayoría de los supervivientes de cáncer sufrirá a lo largo de su vida. Así lo puso de manifiesto Merche Almiñana, presidenta de la asociación, en un acto celebrado ayer en el Colegio Sagrado Corazón de Pamplona. Almiñana relató que "cuando el niño o la niña termina el tratamiento, los padres tendemos a preocuparnos y pensar: ¿se habrá curado del todo?. Tan solo con hacerles unas analíticas y que nos confirmen que está bien ya nos quedamos más tranquilos".

el optimismo, la mejor medicina El consejero de Salud del Gobierno de Navarra, Fernando Domínguez, se sumó también a la celebración promovida por Adano en la que agradeció a la entidad la "gran labor" que lleva haciendo en los últimos 30 años "muchas veces invisible y callada para la sociedad invisible y callada".

Domínguez se dirigió también a los alumnos de 4º y 6º de Primaria, presentes en el acto, para trasmitirles que "para curar el cáncer, como cualquier otra enfermedad, no basta con la ciencia de los médicos", sino que es imprescindible que transmitan optimismo, "que es la mejor medicina".

Fernando Domínguez hizo referencia, además, a una de las frases que recoge el manifiesto de la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer, este año bajo el lema No dejes de seguirme. El consejero incidió en que "somos todo aquello que superamos", y quiso hacer reflexionar al alumnado asegurándoles que "la vida es como una carrera en la que no importa las veces que nos caigamos sino cuántas y cómo nos volvamos a levantar. En la carrera de la vida, si alguien está obligado a ir más deprisa o más despacio, si se ha caído es muy importante no dejarlo nunca solo", aseguró Domínguez.

En el acto participó también la concejala delegada del Área de Acción Social del Ayuntamiento de Pamplona, Esther Cremaes, que animó al alumnado a "esforzarse para conseguir las metas que se propongan".

Registro. Desde 1980 existe un Registro Español de Tumores Infantiles (RETI) que realiza una búsqueda pasiva de los pacientes pero en el que hay afectados que nunca se incluyeron. Por ello, el objetivo es llegar a un sistema de búsqueda activo que incluya a todas las personas que padecieron cáncer en la edad infantil, no solo los que llevan cinco años curados, sino también los largos supervivientes (10-15 años) y conocer sus problemas de salud, la aparición de nuevos tumores o los datos de mortalidad.