Los últimos datos de formación, actividad y empleo sitúan a la Comunidad Foral en la línea europea

Su liderazgo a nivel autonómico necesita ser rematado en el marco de la UE, aunque la juventud va camino de ello

09.02.2020 | 22:55

Pamplona - El zoom es importante a la hora de establecer comparaciones. En el ámbito estatal tanto Navarra como la CAV encabezan gran parte de los rankings que tienen que ver con la educación y el empleo. Sin embargo, si se amplía la perspectiva, es cierto que hay margen de mejora. No obstante, en los tramos más jóvenes se logra liderar Europa, lo que da esperanzas de cara al futuro.

El porcentaje de personas que cuentan con al menos estudios de la segunda etapa de la Educación Secundaria es un dato básico. Navarra tiene unos buenos resultados tanto en el tramo de 25 a 64 años como en el más referido a la juventud de entre 25 y 34 años. Los porcentajes son, respectivamente, del 68,7% y el 75,3%. En los países de la Unión Europea en tramo más amplio de población general hasta un 78,1% tienen como mínimo educación Secundaria, guarismo que se eleva al 84,3% entre los más jóvenes. En esta estadística son países como Lituania, República Checa, Polonia, Eslovaquia, Letonia, Estonia, Finlandia, Eslovenia, Alemania y Suecia quienes mejores datos presentan, en los cinco primeros casos por encima del 90%. No obstante, la tendencia tanto a nivel estatal como foral es positiva y el hecho de que en los tramos de juventud el porcentaje sea mayor augura un buen futuro.

Otro parámetro interesante es la llamado "tasa de actividad" que mide el número de persona mayores de 16 años que están trabajando o buscando empleo. En Navarra el 89,9% del total de población de 25 a 64 años está en esta situación, valor que sube al 93,2% en el tramo más reducido si se analiza a quienes tienen educación superior (82,7% y 88,7% en el total de la población). Esto supone situarse casi diez puntos por encima de la media estatal, pero hay países como Suecia que llegan al 94%. Precisamente la estadística de población con educación superior da el punto de comparación definitivo y que además lleva a analizar también el efecto directo sobre la posibilidad de encontrar trabajo. Y a aquí además se detecta un punto de inflexión esperanzador. En Navarra como ya se ha dicho el 58,2% de la población de 25 a 29 años tiene Educación Superior, nivel solo superado por la CAV (62%) y que, en ese tramo concreto, nos situaría también a la cabeza de Europa superando a los países bálticos. Una de las consecuencias directas de un alto nivel de formación superior es la baja tasa de desempleo entre la población general y sobre todo entre la que tiene estudios superiores. Así, sólo el 5,1% de los navarros de 25 a 64 años con estudios superiores están paro. La media europea es del 4%. - J.I.C.