Continúan las críticas por el cierre de las taquillas en 3 estaciones de tren navarras

I-E ha registrado una pregunta al Gobierno Foral para que se pronuncie al respecto

04.01.2020 | 17:47

PAMPLONA. Las críticas por el cierre de las ventanillas de venta de billetes y atención a los viajeros en las estaciones de ferrocarril de Castejón, Alsasua y Tafalla continúan y llegan al Parlamento de la mano de I-E que ha registrado una pregunta al Gobierno Foral para que se pronuncie al respecto.

La coalición de izquierda muestra su "rotundo rechazo" a ese cierre en un comunicado en el que sostiene que "cuando son necesarias acciones e inversiones para la modernización y mejora de la red de ferrocarril de corta y media distancia, incomprensiblemente se recorta y se avanza en el desmantelamiento de la misma".

Subraya su apuesta por el ferrocarril convencional como un servicio público que garantice la movilidad de las personas y expresa preocupación por las consecuencias negativas que esta medida puede suponer para el empleo de quienes hasta ahora venían trabajando en las taquillas y principalmente para el servicio público que se presta a la ciudadanía.

Asimismo denuncia que este tipo de medidas suponen "un irresponsable retroceso en materia de movilidad" y llama a participar en los actos de rechazo que se convoquen, el primero de ellos este domingo en Castejón.

En la misma línea, CCOO se opone "totalmente al empeoramiento del servicio público ferroviario" que conlleva el cierre de la venta de billetes y pide explicaciones a las empresas Adif y Renfe sobre esta medida que "se enmarca dentro de la política de desmantelamiento del ferrocarril convencional que venimos sufriendo con todos los gobiernos desde hace muchos años".

Por su parte, Sustrai Erakuntza sostiene que en Navarra se unen dos hechos de relevancia, por un lado las obras del Tren de Alta Velocidad "avanzan a gran velocidad, con un gran dispendio económico y destrucción ecológica" y, por otra, "se consuma la desaparición de servicios asociados al único modo de transporte completamente sostenible".

Al tiempo que exige la paralización de las obras del TAV llama la ciudadanía a movilizarse para "evitar la desaparición del tren convencional".

El sindicato CCOO Navarra ha mostrado asimismo su oposición al "empeoramiento del servicio público ferroviario" y ha pedido explicaciones a Adif y Renfe sobre esta medida "que se enmarca dentro de la política de desmantelamiento del ferrocarril convencional que venimos sufriendo con todos los gobiernos desde hace muchos años".
 
"En estas estaciones se dejará de vender billetes e informar a los usuarios, a pesar de existir personal de circulación de Adif en las mismas, que a partir del 1 de enero de 2020 tienen orden de dejar de vender billetes", ha indicado.
 
CCOO ha criticado que esta medida no se ha comunicado al comité de empresa de Adif "a pesar de que afecta a los trabajadores que realizan la venta de billetes e información al público".
 
"La venta e información presencial al público en las estaciones es un servicio que se debe mantener porque así lo demandan los ciudadanos que quieren utilizar este servicio público y no puede ser sustituido ni por las máquinas auto venta que son poco operativas, con múltiples averías y poco mantenimiento y que no admiten todas las tarifas, ni por la venta on-line ya que esta no es adecuada para la tipología de personas que utilizan estos servicios", ha remarcado el sindicato.
 
Para la organización, esta medida "es una vuelta de tuerca más en el camino emprendido hace tiempo de la apuesta únicamente por el AVE y del abandono total de las líneas de ferrocarril convencionales, con la falta de inversiones para modernización y mejora de las mismas, con falta de mantenimiento de la infraestructura, con trenes obsoletos y mal mantenidos".
 
CCOO ha destacado que "la falta de personal en las empresas ferroviarias es alarmante" y ha considerado "preocupante" que "en la última oferta de traslados a nivel estatal no se halla ofertado la cobertura de ninguna de las plazas esenciales para el mantenimiento de las infraestructuras en la residencia de Pamplona, con lo cual es previsible una merma importante en su ya reducida plantilla".
 
CCOO ha advertido que "esta falta de personal está afectando al mantenimiento de la infraestructura ferroviaria, a la información y venta presencial de billetes" y ha resaltado que "la falta de interventores hace que cada año estén circulando más trenes sin personal a bordo".
 
El sindicato ha abogado por "el aumento y rejuvenecimiento de las plantillas de las empresas ferroviarias Adif y Renfe mediante Ofertas Públicas de Empleo con tasas de reposición muy por encima del 100%".
 
En este sentido, ha opinado que el ferrocarril convencional "debe ser considerado un servicio público que garantice la movilidad de las personas, destacando su rentabilidad social como elemento vertebrador del territorio, por su accesibilidad, por su baja siniestralidad, por sus ventajas ecológicas evidentes y ampliamente reconocidas" y ha reclamado al Gobierno de Navarra su implicación para "revertir esta tendencia".
 
Por último, CCOO ha hecho un llamamiento a participar en la concentración convocada este domingo en Castejón, a las 12.00 horas en la estación de esta localidad, en contra del cierre de la venta de billetes.