Víctimas de abusos en la Iglesia exigen levantar el silencio porque "el dolor no prescribe"

Lamentan la "doble victimización" al ser abusados y silenciados

Piden en el Parlamento que se impulsen investigaciones y reclaman verdad, justicia y reparación

11.01.2020 | 06:27
Los miembros de la asociación de víctimas de abusos, ayer en el Parlamento, escuchando las palabras de los grupos.

PAMPLONa - Con el corazón en un puño y la energía que da el abrazo de quien tienen al lado por igual horror, la Asociación de Víctimas de Abusos denunciaabusosiglesia@gmail.com , que agrupa a 10 navarros -ocho hombres y dos mujeres- que denuncian casos de pederastia en centros religiosos, lamentó la "doble victimización" sufrida, primero por ser víctimas de estos hechos y después por el "silencio" que los ha cubierto desde hace décadas. Asimismo, recordó que la justicia está dictando el sobreseimiento de todas las denuncias por la prescripción de los hechos o por el fallecimiento de los acusados. No obstante, la entidad anunció su intención de seguir denunciado casos. "Nuestro dolor no prescribe jamás", afirmó José Luis Pérez, víctima de abusos en 1977 en los Padres Reparadores de Puente la Reina por parte del padre Senosiáin, al igual que su hermano ya fallecido, primer denunciante y miembro de la asociación, que acudió junto a otros cuatro representantes de la entidad al Parlamento de Navarra, a petición de todos los grupos parlamentarios, para informar sobre los objetivos y la labor de la asociación. Sus fines no son otros que la búsqueda de la verdad y la exigencia de Justicia y de reparación, así como de investigaciones serias y comprometidas que eviten la doble victimización de los abusados. Quieren, recordaron, levantar el muro de silencio que a tantos abusadores ha protegido y amparado y que permitió que sus agresiones no se denunciaran a tiempo y que las órdenes trasladaran a los implicados a otros destinos.

Patxi Azpilicueta, víctima de abusos en los 60 por parte del padre San Julián, director de El Puy de Estella, señaló que pese a los archivos decretados, "seguiremos denunciando policialmente y judicialmente los casos con el fin de que algún día alguien tome cartas en el asunto ante la gran cantidad de abusos de pederastia habido entre los años 50 y 90 del siglo pasado". "Lo que no se denuncia no se sabe", indicó. Además, demandó al conjunto de policías una coordinación para establecer "un protocolo común en la recepción de estas denuncias" y añadió que "nuestro nivel de confianza en los órganos eclesiásticos es mínimo, a pesar de lo que consideramos buena intención del Papa Francisco respecto a la lucha contra la lacra de los abusos". "Creemos que son demasiados los filtros de poderes inferiores eclesiásticos para que se resuelva el problema", afirmó Pérez, quien relató en el Parlamento su caso, el primero denunciado en este medio en Navarra. A raíz del suyo, conocido a finales de febrero, "son más de 30 los casos aparecidos en prensa (este periódico ha recogido 27 y otros tres que han desestimado su publicación) de 7 colegios en los últimos 9 meses. Nos atrevemos a cuantificar en cientos de delitos de pederastia cometidos aquí".

registra una moción

i-e pide comisión de investigación

Para garantizar la reparación. Izquierda-Ezkerra registró ayer una moción en el Parlamento de Navarra en la que insta al Gobierno foral a que constituya una comisión de investigación para "esclarecer los abusos cometidos contra menores años atrás en centros educativos religiosos de Navarra". Tras la sesión de trabajo celebrada este viernes con la Asociación de Víctimas de Abusos en el Parlamento foral, I-E registró la iniciativa en la que también pide al Ejecutivo que "arbitre el procedimiento que estime oportuno para que las personas afectadas puedan exponer y denunciar los hechos ocurridos". Izquierda-Ezkerra afirmó que "es absolutamente necesaria la investigación de estos hechos delictivos ocurridos durante el periodo franquista, así como el reconocimiento de todo lo sucedido como garantía de reparación de las víctimas".

OBJETIVOS

1. Buscar la verdad mediante la denuncia de los abusos de pederastia ya prescritos o no.

2. Impulsar a la Justicia, tanto canónica como civil, a la investigación y esclarecimiento de los abusos a menores.

3. Exigir la reparación para las víctimas mediante la NO prescripción en atención a la gravedad del delito.

4. Perseguir el delito de encubrimiento tan frecuente a través de los órganos judiciales pertinentes

5. Evitar la doble victimización de los abusados por parte de los victimarios y sus instituciones, organismos o personas que desvirtúen, ataquen o menosprecien nuestras denuncias como víctimas de abusos.

RESPONSab. social

1. La Asociación de Víctimas de Abusos se compromete a dar visibilidad social y política al problema de la pederastia.

2. Colaborará con cualquier entidad que busque los mismos objetivos.

3. La Asociación, por su experiencia, aportará testimonio de la gravedad de este delito a fin de sensibilizar a cualquier colectivo que trabaje con la infancia y adolescencia.

4. Acogerá, acompañará y asesorará a las víctimas.