1.299 familias cobrarán el Ingreso Mínimo Vital y a 5.501 se les ha acreditado el derecho

El IMV estatal se complementa con la renta garantizada que cobran 13.905 unidades familiares

20.09.2020 | 00:51
Personas por la calle durante la crisis del coronavirus que ha acelerado la puesta en marcha del IMV

El próximo mes de octubre 1.299 familias de Navarra comenzarán a cobrar el Ingreso Mínimo Vital (IMV) o la nueva prestación de la Seguridad Social aprobada por el Gobierno de Madrid para paliar situaciones de pobreza. Se trata de las 1.299 unidades familiares que tienen derecho a cobrarlo por el hecho de reunir el requisito de prestación familiar por tener hijos menores a cargo. A este número de familias se sumarán, se espera que también en breve, otras 5.501 que desde el Departamento de Derechos Sociales del Gobierno de Navarra se ha estimado son también beneficiarias del IMV y que actualmente reciben la renta garantizada establecida en la Comunidad Foral, prestación que ahora tienen reconocida 13.905 familias y cuya inversión podría haber ascendido este año a los 109 millones de euros.

Desde que el pasado junio el Estado aprobó el IMV, el departamento foral de Derechos Sociales trabaja para determinar qué personas y familias tienen derecho a esta nueva prestación estatal cuyas cuantías serán complementadas en Navarra con la renta garantizada. La gestión de esta ayuda es de momento transitoria hasta que la Administración Foral asuma la competencia y perciba, previsiblemente en el marco de la negociación del Convenio Económico, los fondos que debe ingresar del Estado para hacer frente a estos pagos.

prestaciones complementarias Tal y como informan desde el departamento de Carmen Maeztu, hasta el momento se ha comprobado que las 1.299 familias con prestación por hijo a cargo tienen derecho a recibir el IMV así como otras 5.501 unidades familiares perceptoras de la renta garantizada. Estas 6.800 familias, no obstante, verán mermados sus ingresos en los meses siguientes si ingresan los importes del IMV (con carácter retroactivo desde junio) y la renta garantizada

"Se trata de dos prestaciones complementarias. No se suman –advierten desde el departamento de Derechos Sociales– por eso hay que aclarar que van a ingresar las cuantías con carácter retroactivo desde junio y además por partida doble. Pero para no hacerles devolver lo cobrado de más, lo que se va a hacer es ingresar menos en los meses siguientes", explicaron desde Derechos Sociales. "Es importante que las familias conozcan esto para que puedan planificar sus gastos", precisaron.

Las mismas fuentes indicaron que ahora hay en torno a 13.905 familias que tienen reconocido el derecho a recibir la renta garantizada pero no todas ellas reúnen los requisitos para automáticamente cobrar el IMV. Así, desde Derechos Sociales se ha remitido a la Seguridad Social –encargada del IMV– para su reconocimiento la documentación de las 5.501 unidades perceptoras de esta renta garantizada con derecho a IMV, mientras que no se ha remitido la información de las en torno a 6.015 unidades familiares restantes "por considerar que cumplen alguno de los requisitos pero hay otros que están pendientes de desarrollo reglamentario por lo que todavía no es posible resolver".

no hay cifra de perceptores La transitoriedad en la que se encuentra la tramitación de esta nueva prestación estatal impide conocer en este momento el número exacto de unidades familiares de Navarra que pueden tener derecho al Ingreso Mínimo Vital. Cabe recordar que este ingreso vital fue aprobado por el Gobierno de Madrid para paliar la situación de pobreza. Se estima que pueden necesitarla en torno a 850.000 familias en el conjunto del Estado y el coste ha sido estimado en torno a unos 3.000 millones de euros cuando este plenamente implantada.

La cuantía de este ingreso por cada unidad familiar oscila entre los 462 y los 1.015 euros al mes, según el número de personas de la unidad familiar, y es compatible con otro tipo de rentas bajas procedentes de otras ayudas sociales o trabajos esporádicos. La renta garantizada oscila entre 644 y unos 1.400 € mensuales.

El IMV también fija un umbral para cada tipo de hogar (depende del número de miembros, y se establece un complemento adicional por monoparentalidad). Antes de su aprobación, Navarra planteó que fuera el Estado el que abonara este ingreso básico y que la renta garantizada fuera complementaria al ser mayor en cuantía y poder incrementar los ingresos de las familias dado el nivel de vida de la Comunidad Foral. De este modo, Navarra podría ahorrar en renta garantizada en torno a 50 millones de euros lo que le permitiría dotar con más recursos la protección social, según destacó en su día Carmen Maeztu. Los Presupuestos Generales de Navarra destinan unos 103 millones a la renta garantizada, cuantía que podría elevarse a 109 millones este año de no contar con la aportación estatal del IMV, debido a que la crisis económica agravada por la pandemia del coronavirus ha disparado el número de personas en situación de vulnerabilidad económica y social.

La consejera de Derechos Sociales, Carmen Maeztu, destacó recientemente en un curso de la UPNA sobre protección social, el gran reto que va a suponer para Navarra asumir la competencia de desarrollar el IMV y su integración en nuestro sistema de rentas mínimas. Destacó que, tras cuatro años de vigencia de la renta garantizada, la norma ha hecho crecer la protección. "Se ha registrado un crecimiento de un 12% de unidades familiares beneficiaras entre 2017 y 2019, y se ha vuelto a incrementar estos últimos meses de crisis sanitaria y social: un 10% entre febrero y junio respecto a los dos años anteriores en un contexto de crecimiento económico y del empleo favorables".

reducir la pobreza La consejera subrayó la mejora producida en la inserción laboral de las personas perceptoras de renta garantizada: un 23,4% en el aumento de perceptores que han logrado un contrato de trabajo a lo largo del año y un incremento de perceptores a quienes se le aplican los nuevos estímulos al empleo, por combinar la prestación y un trabajo, que ha pasado de 1.171 personas en 2017 a 4.178 en 2019.

La consejera remarcó el papel de la renta garantizada en reducción de la pobreza y recordó cómo la mejora económica y del empleo, junto a la protección social, han vuelto a situar a Navarra la comunidad con menor tasa de riesgo de pobreza (AROPE) y la de menor riesgo de pobreza, con bajadas entre 2017 y 2019 del 13,5% al 11,7% y del 8,3% al 7,7%, respectivamente. "Sin duda, el trabajo de la sociedad civil y un buen sistema de protección social han sido claves para que en Navarra no hayamos visto las llamadas colas del hambre" dijo Maeztu en la UPNA.

en corto

Prestación estatal. El Ingreso Mínimo Vital (IMV) es una prestación estatal no contributiva de la Seguridad Social, que garantiza ingresos a quienes carecen de ellos y están en situación de vulnerabilidad. Un derecho subjetivo que se recibirá si se cumplen los requisitos.

Principales requisitos. Situación de vulnerabilidad económica; tener entre 23 años (18 si tiene menores a cargo) y menos de 65.

Residir en el Estado al menos un año antes de solicitarla y residencia legal en el caso de extranjeros.

Un año en la unidad de convivencia y para las personas que viven solas, al menos tres años previos de forma independiente de sus progenitores; demandante de empleo; y no superar la renta garantizada.

ahorro en navarra

50

Millones es la cifra que Navarra estima podrá ahorrar de la renta garantizada con el IMV ya que, si bien no afecta a las cuantías que reciben los perceptores, el Estado paga el IMV y Navarra la diferencia. La consejera Carmen Maeztu, destacó en mayo que este ahorro permitirá destinar más recursos a la inclusión social.