ALERTA SANITARIA

Piden al Gobierno de Navarra que impida jugar y apostar en locales de hostelería

Plataformas vecinales y la asociación Aralar critican las excepciones acordadas por el Ejecutivo foral

26.01.2021 | 00:38
Un cliente realiza una apuesta en la máquina de un bar.

PAMPLONA – Las plataformas contra las casas de apuestas y la asociación Aralar de ayuda y prevención a la ludopatía expresaron ayer su "absoluto desacuerdo" en relación con "las excepciones que se establecen para el uso de interiores de los establecimientos hosteleros", así como "el trato de favor que reciben los salones de apuestas" en Navarra. En este sentido, reclamaron al Ejecutivo foral que "rectifique estas medidas y ponga por encima de los intereses económicos del juego, la vida y la salud de la ciudadanía".

El pasado sábado entraron en vigor las últimas medidas de prevención frente a la covid-19, en lo que respecta al cierre del interior de los establecimientos de hostelería y la reducción de las reuniones en el ámbito privado a una única unidad de convivencia. Sin embargo, el Gobierno de Navarra comunicó el viernes que los locales de hostelería podrán permitir usar a la clientela dichas máquinas de juego y de apuestas, aunque no se pueda consumir en el interior de los establecimientos.

En un comunicado, las plataformas contra las casas de apuestas y la asociación Aralar de ayuda y prevención a la ludopatía censuraron que "nos encontramos que se ha prohibido el uso del interior de los establecimientos hosteleros, con la excepción de si se hace para apostar o utilizar alguna máquina tragaperras". A su juicio, "resulta difícilmente entendible que desde un punto de vista sanitario una fuente de contagio como este tipo de máquinas, que la inmensa mayoría de veces no se limpia después de cada utilización, cuyo uso muchas veces se hace en grupo y que no está directamente relacionada con la actividad hostelera se establezca como excepción".

"NO ES UNA ACTIVIDAD ESENCIAL" Estos colectivos afirmaron que también les "preocupa profundamente que al establecer dicha excepción, desde la Administración se está lanzando a la población un mensaje de banalización de una actividad que entraña numerosos riesgos de adicción. Apostar, no es precisamente una actividad esencial".

Asimismo, las plataformas contra las casas de apuestas y la asociación Aralar criticaron que "se permita a los salones de apuestas hacer uso de sus interiores". "Nos parece que se está obviando que en ocasiones en el interior de este tipo de locales, por cómo están concebidos, se realizan actividades que escapan al control público: acceso de menores, menudeo... que producen muchas veces la intervención de la policía. La mayoría son lugares cerrados, sin visibilidad desde la calle, ocultos desde la calle", remarcaron.

Según expusieron estos colectivos, "si esto viene ocurriendo de siempre, dudamos mucho que ahora el cumplimiento de las medidas sanitarias de higiene y limpieza, uso de mascarilla y distancias de seguridad, así como el consumo en su interior, vayan a cumplirse y difícilmente puedan ser controlables". "Desconocemos si este poderoso sector está ejerciendo algún tipo de presión, pero no entendemos el trato de favor que se otorga desde el Gobierno de Navarra", indicaron.

Por todo esto, las plataformas contra las casas de apuestas y la asociación Aralar rogaron "encarecidamente" que la Administración "rectifique estas medidas y ponga por encima de los intereses económicos del juego, la vida y la salud de la ciudadanía".