Brotes en residencias de mayores de Navarra ya vacunadas: ¿Por qué se han contagiado?

06.02.2021 | 01:35
Imagen de archivo de una vacuna

Salud Pública aclara que las vacunas previenen desarrollar la enfermedad, pero no infectarse ni contagiar

Aunque puedan resultar alarmantes, las situaciones registradas en las residencias de Mutilva y Andosilla no resultan imprevistas para las autoridades sanitarias. Entre la ingente información que hemos ido conociendo sobre la covid-19, sus tratamientos y su prevención, los expertos ya han explicado en varias ocasiones que las vacunas que se han administrado hasta ahora, las de las empresas Pfizer/BioNTech y Moderna, previenen el desarrollo de la enfermedad y evitan una posterior evolución en cuadros graves, pero no así infectarse o tener la capacidad de contagiar a otras personas.

"La vacuna no ha demostrado que evite que el virus esté presente en vías respiratorias, sino que previene casos de enfermedad y su desarrollo más severo, con el consiguiente impacto en la mortalidad", aclaran desde el Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra (ISPLN).

Esto podría cambiar con la llegada del tratamiento de Oxford/AstraZeneca que, según un estudio preliminar de la propia universidad británica –que todavía no está revisado por organismos independientes– sería la única que otorgaría una protección total. Mientras tanto, los dos primeros antídotos proporcionan una efectividad cercana al 95% que se desarrolla a la semana siguiente de la administración de la segunda dosis.

sin cuadros de gravedad Aunque los casos conocidos ayer resultan numerosos –son 34 los positivos en dos residencias–, lo cierto es que tan solo una de las personas infectadas ha requerido ingresar en el hospital. Y, en todo caso, evoluciona favorablemente. El resto, 33 usuarios seguramente enmarcados en algún grupo de riesgo por su edad o por contar con patologías previas, tan solo sufre síntomas leves o se encuentran asintomáticos.

Por tanto, parece obvio el efecto favorable que ha tenido la vacuna en la evolución de todos los casos, tal y como recalcó en una nota el ISPLN. En Mutilva, las personas con PCR positiva "no tienen signos ni síntomas de enfermedad, sino que han aparecido en un cribado que se ha realizado entre personas asintomáticas", recuerdan. Y ocurre lo mismo con los residentes de Andosilla. Aún así, a pesar de empezar a contar con personas inmunes entre la población, subrayan "la necesidad de seguir manteniendo en todo momento las medidas preventivas" tanto para quienes hayan recibido la vacuna como para quienes no.