Las nuevas restricciones tumban las reservas en Tierra Estella

Las anulaciones de esta semana reducen los alojamientos de la Merindad a un 40% de ocupación

17.03.2021 | 00:24
Todo preparado en Casa Txandía en Ollogoyen (Tierra Estella).

Estella-Lizarra – Como un jarro de agua fría calificaron desde las casas rurales de Tierra Estella la vuelta atrás en la normativa que solo permite reunirse a cuatro personas de un mismo núcleo familiar, "justo ahora que empezábamos a tener reservas". Una medida que se conoció el pasado sábado cuando buena parte de los alojamientos ya tenían cerrado el alquiler para este fin de semana de San José. Desde entonces, solo ha habido cancelaciones ya que los propietarios de casas rurales han tenido que revisar las reservas y en muchos casos anular aquellas que no se cumplían los requisitos establecidos o, directamente, recibían la anulación por parte de los clientes.

Desde la asociación de casas rurales de Tierra Estella/Lizarraldea que agrupa a 40 de aproximadamente 80 casas rurales de la Merindad, informaron de que las reservas para estos días han bajado al 40% de la ocupación total. "No ha habido tiempo material para poder adaptar la oferta". Y es que si la anterior norma de dos unidades familiares dejaba casi sin opciones de alquiler a las casas de gran capacidad, con esta medida ocurre lo mismo con el resto de casas de tamaño medio que pueden albergar a seis o más personas. Con todo, se quejaron de la tardanza en comunicarla: "Si se hubiera sabido antes igual se podía haber ajustado un poco más los precios", comenta María Martínez, una de las responsables de la asociación en la que también reconocen la poca actividad que están teniendo durante este 2021. Por otra parte, se quejan de que, en muchos casos, la gente no conoce las normas. "Tenemos que ser nosotros quienes informemos de los requisitos que tienen que cumplir. La gente llama para hacer las reservas y te das cuenta de que desconocen que no pueden venir de otra comunidad o si son varias familias", comenta María, quien asegura que está siendo normal que haya gente que primero reserve sin saber si puede venir y luego anule. "Por lo menos de aquí a Semana Santa tenemos mas tiempo de ajustar, ya veremos cómo va", concluye Martínez. / Foto: