Jokin Altuna Delantero de Aspe

“Nuestras opciones pasan por el partido de Bilbao”

Altuna III está viviendo un carrusel de emociones en un Parejas “difícil”. Después de haber estado “al borde de la eliminación”, pelea por un hueco en las semifinales

08.02.2020 | 17:15
Jokin Altuna.

Pamplona - Jokin Altuna (Amezketa, 1992) no está disfrutando de un camino de rosas en el Campeonato de Parejas. El delantero y Julen Martija vivieron un torneo casi redondo en 2018 y ahora están al límite. Aun así, siguen vivos y el duelo ante Víctor, sustituto de Urrutikoetxea, y Aretxabaleta del domingo en el Bizkaia de Bilbao se antoja clave para sus intereses.

¿Cómo está viviendo el Parejas?

-Ahora mismo hay algunas combinaciones que están prácticamente clasificadas, pero después estamos Bengoetxea VI-Imaz y nosotros con cuatro puntos. Este partido ante Víctor-Aretxabaleta parece que va a ser muy importante. Según lo que hagamos, continuaremos con opciones.

Acabaron la primera vuelta con solo dos puntos y alejados de las semifinales. Ahora, con dos victorias en tres citas, están en una situación opuesta: siguen vivos.

-Sí. Al final de la primera vuelta parecía que estábamos al borde de la eliminación. Pero hemos ganado dos partidos y, de hacerlo el domingo en Bilbao, tendríamos tres triunfos en cuatro jornadas. Es un buen balance.

¿Piensan en su futuro en el Parejas?

-Tenemos claro que nos jugamos mucho esta semana y únicamente estamos centrados en este partido.

Hace hincapié en dar buena imagen y mostrar su nivel, ¿no?

-Sin duda. Lo principal es que disfrutemos, porque hemos pasado tiempo sin poder hacerlo, sufriendo. Así, será más fácil que lleguen los puntos. Nuestro objetivo es jugar bien.

El curso pasado fue de ensueño y sin apenas fisuras. ¿Qué le está enseñando este Parejas, en el que le están tocando resultados en contra?

-No ha sido una sorpresa para mí. Soy consciente de que en tantos partidos y en tantos campeonatos seguidos es imposible ganarlo todo. Las empresas han montado combinaciones superfuertes en este Parejas y algunas están muy arriba. Tenía claro desde la presentación que algunos íbamos a tener que luchar mucho por cada punto y que los duelos directos de la segunda vuelta iban a ser claves. Ganar este partido podría significar darle la vuelta a la situación.

Es muy complicado rendir mucho tiempo al máximo nivel. ¿Le ha pillado el Parejas en un valle?

-Igual sí, pero en el Cuatro y Medio tampoco tuve buenas sensaciones por la lesión en el bíceps. Sin embargo, si ganas, recibes un chute terrible y es más fácil seguir hacia delante. Pero después me ha llegado un campeonato muy duro en el que es complicado rendir. Es imposible estar siempre a tope. Acabas desgastándote. He tenido partidos en los que he dado mi nivel y en otros, no. En el Parejas, por lo menos, tenemos la opción de la doble vuelta. No estuvimos bien en la primera y estamos mejorando en la segunda.

Y la historia ha cambiado.

-Vimos que teníamos que ganar un partido contra o Irribarria-Zabaleta u Olaizola II-Albisu, ya que, con siete derrotas, estás obligado a ganarlo todo. Ahora toca mejorar. Gran parte de nuestras opciones de pelear por las semifinales pasan por el partido del domingo. Si perdemos, lo veremos todo más negro.

Vencieron a Irribarria-Zabaleta, el dueto que, por potencial, quizás sea más incómodo para su juego...

-Y es una gran inyección de moral. Estamos mejor, con ilusión. También hay que contar con que Artola-Mariezkurrena II tienen que jugar contra ellos. Si pierden y ganamos, nos pondríamos a un solo punto. Estaríamos más cerca todavía.

Hubo fases del partido de Tolosa ante los pegadores en la que le anularon por completo. ¿Cómo se recompuso?

-Dimos con una pelota con la que estábamos más cómodos, pero son momentos difíciles. Si te dominan todo el rato, ves todo negro. Vimos que les entraban dudas y nos ayudó.

En la elección de material de hace unas semanas valoró que podía dar la sensación de que el Parejas estaba roto, pero que eso cambiaba cada jornada. Tenía razón.

-Siempre pasa lo mismo. Estamos acostumbrados. Lo hemos pasado mal y lo más importante es que estamos mejor.

El año pasado ganaron cinco duelos en la primera vuelta del Parejas y entraron en las semifinales con holgura. ¡Qué importante es comenzar ganando!

-Sin duda, porque te da tranquilidad. Hemos pasado todo el campeonato con una gran presión y es complicado convivir con ella.

A pesar de su juventud (22 años) es el campeón y tiene experiencia en estas lides. ¿Le ha tocado sujetar a Martija en momentos difíciles?

-El año pasado vivió un primer campeonato en el que todo nos salió bien y hay que saber que puede pasar cualquier cosa y que no es por hacer algo mal. Tenemos que seguir trabajando para que lleguen las victorias. Ha habido semanas en las que yo he acabado chof y otras en las que él ha acabado más triste. Nos hemos ayudado.

Aprenderá.

-Todos aprendemos de la alta competición. Está siendo un Parejas difícil del que siempre puedes sacar cosas positivas.

La noticia

Urrutikoetxea no se recupera

Sigue con molestias. Mikel Urrutikoetxea realizó ayer por la mañana una prueba exigente en el frontón Bizkaia de Bilbao para valorar el estado de su mano izquierda y contempló que no está en condiciones de afrontar al cien por cien el encuentro del domingo ante Altuna III-Martija. De este modo, el puntillero de Zaratamo se pierde su tercer encuentro consecutivo del Parejas por mal de manos. Así las cosas, los técnicos de Baiko echarán mano de Víctor Esteban, que debuta esta temporada en la competición, porque Unai Laso -el suplente hasta el momento- también tiene problemas en su zurda.