El sector agrario celebra que se eliminen los derechos históricos en la PAC

Navarra rechaza el recorte cercano al 10% previsto para el próximo periodo

25.07.2020 | 01:04
La última protesta agraria, en Pamplona.

Pamplona – El sector agrario de Navarra, con sus principales organizaciones y el Gobierno de Navarra incluidos, ha apoyado el planteamiento del Ministerio de Agricultura de eliminar los conocidos como derechos históricos a la hora repartir los fondos de la Política Agraria Común (PAC). Se trata de una antigua reivindicación del sector en la Comunidad Foral, que se encuentra en todo casos expectante antes de conocer la cantidad que finalmente corresponderá a Navarra.

"Nos parece positivo", explicó la consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, Itziar Gómez, que participó el jueves en Madrid en la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural, presidida por el ministro Luis Planas, y a la que asistieron el resto de comunidades autónomas. En concreto, Gómez ha mostrado su satisfacción por que la propuesta inicial presentada en este foro recoja una parte sustancial de la postura que Navarra ha trasladado con respecto al modelo de aplicación de la futura PAC. Fundamentalmente incluye, tal y como reclamaba la Comunidad Foral, la eliminación de un modelo de pago basado en derechos para pasar a un sistema de pago por superficie. El Ministerio define este modelo como "menos complejo, burocrático y especulativo, que facilitará la movilidad de la tierra, particularmente para las y los más jóvenes" y para ello se plantea una transición gradual, de manera que este modelo de pago por superficie entraría en vigor a partir de 2025.

Tanto Félixi Bariáin como Imanol Ibero, presidentes de UAGN y EHNE, celebraban la eliminación de este criterio, si bien eran prudentes a la hora de valorar su aplicación. "Los derechos históricos se habían convertido en un elemento de especulación", explicaba Bariáin que reclamaba al Gobierno de Navarra que complemente cualquier descenso en los pagos. Por su parte Imanol Ibero, a la espera de valorar en profundidad la propuesta, también apoyaba la eliminación de estos derechos y recordaba "que en Navarra hay unanimidad" sobre el tema.

Por otra parte, la consejera ha señalado que "no está de acuerdo con el anuncio de un recorte a precios constantes del 9,2% del presupuesto del primer pilar de la PAC respecto al periodo anterior, y del 11,2% de desarrollo rural". También ha añadido que "todavía queda un espacio de negociación política, antes de que el Parlamento Europeo apruebe estos presupuestos, por lo que hay agotar todas las posibilidades". Además, la consejera ha mostrado el "compromiso de Navarra de mantener la dotación del próximo presupuesto del PDR, aunque suponga una mayor aportación de fondos propios".

Respecto a la definición de agricultor genuino y pago redistributivo, la postura defendida por Navarra tiene como objetivo discriminar positivamente en la intensidad de ayudas a un modelo social de agricultura representado por la explotación familiar agraria que realiza su actividad de manera profesional. La consejera ha planteado un pago redistributivo complementario para este modelo, que debería contar con presupuesto propio, además de nutrirse con los fondos provenientes del capping. El techo máximo de ayudas a partir del cual se aplicaría el capping defendido por Navarra ha sido de 60.000 euros.

En cuanto a los ecoesquemas, la consejera Gómez ha defendido la necesaria transversalidad de las medidas de cara a cumplir los objetivos medioambientales planteados en relación a gestión de suelos, agua, emisiones o biodiversidad.