Indignación e impotencia

19.08.2020 | 23:24

A las 7.30 horas de la mañana del día 18 de agosto estoy en el centro de atención médica de la Rochapea, siendo tercero en la fila y, esperando a que den las ocho, para solicitar cita telefónica. Me atiende la administrativa de turno correctamente, yo le comento todos mis males (por cierto, me parece un tanto humillante y poco ético tener que contar mis males delante de todas las personas que están en mi misma situación). Se me comunica que ya no quedan números, puesto que hay 7 médicos de vacaciones y que hoy no hay ningún refuerzo. Que me pueden dar cita para el día 7 de septiembre, por supuesto la acepto y, pido una hoja de reclamaciones.Yo le pregunto a usted, señora directora de dicho centro, ¿qué clase de gestión está haciendo?¿Qué tenemos que hacer las personas para conseguir que se nos atienda con dignidad y prontitud?Ya sé que en estos momentos están todos ustedes muy ocupados con el tema del covid-19, pero también estamos otros enfermos que necesitamos atención médica.A usted, señora directora, ¿le parece que los enfermos vamos al centro de salud para pasar el rato?Por desgracia me toca ir bastante por dicho centro y, raro es el día en que no hay broncas, no hay citas personales, no hay citas telefónicas y, si te las dan, pues eso como a mí, para dentro de 20 días. Por favor, señora directora, cuando me conteste, no lo haga como si fuéramos políticos (como en su anterior contestación), muchas palabras bonitas, pero ninguna solución.Para su conocimiento, le comunico que dicha reclamación está también remitida a DIARIO DE NOTICIAS. Atentamente.