Tened cuidado, socios de la SCDR Anaitasuna

01.03.2021 | 00:38
Tened cuidado, socios de la SCDR Anaitasuna

Ante la inacción de la SCDR Anaitasuna, como socio con 30 años de antigüedad me veo en el deber de avisar al resto de socios de que está habiendo robos en taquillas de vestuarios. A mí me robaron un smartphone y accesorios, en total 800 euros.

La taquilla estaba cerrada con llave y la llave la custodié los 20 minutos que abandoné el vestuario, que estaba vacío. En ese rato dos jóvenes abrieron mi taquilla y robaron, y al menos abrieron otra, sin ver algo apetecible. Después accedieron al vestuario de mujeres y robaron en otra taquilla y, al aparecer socios, huyeron.

La descripción de testigos concuerda con lo mostrado por las cámaras del exterior de vestuarios, según la Sociedad y la Policía, pero iban muy tapados.¿Eran socios? A nadie les sonaban y la Sociedad percibió un bloqueo de tornos cuando alguien intentó salir: todo hace indicar que no lo eran. Pero, vaya por Dios, había cámaras por todas partes menos en la entrada principal. Se activaron días después del robo, me dijeron. Ya es mala suerte, eh. Si fueran socios estaría bien advertir a los usuarios de que se puede repetir.

Si, como parece, no lo eran, sería un tremendo error en el control de acceso, y más en tiempos de covid, que requieren un registro absoluto de aforos. ¿Cómo entraron y salieron? ¿Se les abrió? Porque me consta que hay socios de toda la vida a los que no se permitió entrar al olvidar el carné de socio. ¿Y cómo abrieron las taquillas? No parecían forzadas. ¿Tienen una llave maestra? No percibí interés por estudiarlo.Pues bien, la aseguradora y la Sociedad no se hacen responsables.

Tras más de dos meses de denuncias a la Policía, enviar facturas, reclamar grabaciones, llamadas y visitas porque no respondían, versiones contradictorias..., Anaitasuna dice que no es su culpa. Pues lo mínimo que podían hacer, lo he insistido desde el primer día, es avisar a los socios. Y el gerente me reconoció que ha habido más robos después...

¿No tienen los socios derecho a saberlo para decidir qué hacen con sus pertenencias? ¿O es que eso da mala imagen, y más en pandemia, cuando los controles deben ser estrictos?

El autor es socio de Anaitasuna