Saskia, tres años de solidaridad vecinal

25.06.2021 | 23:55

El viernes 15 de junio de 2018 se puso en marcha el centro Saskia, la cesta solidaria. Un proyecto vecinal impulsado por la Plataforma Social de Barañain destinado a mejorar la distribución de alimentos básicos a centenares de vecinos y vecinas. Se cumplen tres años de la apertura, tres años de autoorganización vecinal, de aprendizaje, de colaboración y de apoyo mutuo. Saskia permitió instalar un sistema novedoso de reparto que ha demostrado ser positivo y efectivo, con citas previas para evitar colas, con una valoración previa de los servicios sociales para cubrir al máximo las necesidades de las familias, con un sistema de puntos canjeables que permite elegir entre los productos existentes. Productos no perecederos a los que se han ido pudiendo sumar producto fresco y congelado, así como fruta y verdura de temporada. La colaboración con el Ayuntamiento, con el Banco de Alimentos de Navarra, con la asociación Huertas Amigas, con pequeño comercio local y, desde luego, la implicación del vecindario, ha hecho y seguirá haciendo posible esta iniciativa social. Desde el inicio fueron decenas las personas solidarias que han tomado parte y han hecho posible la labor en Saskia. Si hoy podemos valorar positivamente este trayecto vital de Saskia, es gracias a la implicación de ellos y ellas. Decenas de vecinos y vecinas que han pasado a ser compañeros y compañeras de Saskia. Tres años dan para recordar muchos momentos, algunos mejorables (sobre todo relacionados con el Ayuntamiento; comunicaciones, subvenciones y convenios, que en esta ocasión preferimos dejar a un lado), y muchos inmejorables que son los que facilitan que Saskia siga rodando. Esas personas usuarias que se implican en el reparto y pasan a ser voluntarias, esa gente joven que dan sus primeras horas de voluntariado, ese buen ambiente cuidado y mimado entre las personas voluntarias, esa aportación clave en pleno confinamiento realizada por la red de cuidados Barañain Zainduz, las trabajadoras sociales y los trabajadores municipales que hicieron posible seguir repartiendo alimentos, esos mensajes de ánimo y agradecimiento recibidos a diario, esas complicidades solidarias con comercios, colectivos de Herrigunea y personas individuales a lo largo de estos años, ese ofrecimiento para dar clases de apoyo a los y las txikis de las familias usuarias de Saskia dentro del proyecto Karibu, ese tejido comunitario que día a día crece. Todo est es lo que hoy queremos poner en valor al cumplirse nuestro tercer aniversario.Tres años ininterrumpidos, ya llegue el verano o una pandemia mundial, más de 60 personas voluntarias, más de 1.000 personas atendidas en Saskia mensualmente en una población de 20.000. Kilos y kilos de solidaridad movidos entre todos y todas. Eskerrik asko eta zorionak.

* En representación de la Plataforma Social de Barañain

noticias de noticiasdenavarra