Cardona y Pervis, listos

El delantero y el lateral se incorporan al trabajo con el grupo

02.01.2020 | 06:16
Barja sonríe con Estupiñán, en el entrenamiento de este miércoles.

Pamplona - Osasuna despidió el 2019 y entró al 2020 de la misma manera: entrenando. Eso sí, lo hizo con buenas noticias. Marc Cardona volvió al grupo tras su lesión y Estupiñán llegó a tiempo a Pamplona, así que ambos están con el grupo preparando el próximo encuentro liguero del domingo.

El Club Atlético Osasuna completó el último entrenamiento de un 2019 que fue inolvidable, en el que el conjunto rojillo logró ascender a la Primera División y ha completado un buen primer tramo de temporada en su regreso a la máxima categoría, y el primero de un 2020 en el que se sumerjerá en medio de su Centenario.

En la mañana de Nochevieja, los jugadores rojillos se ejercitaron a través de técnica, rondos y acciones de ataque y defensa. De este modo, han proseguido en su preparación del encuentro ante el Celta de Vigo, que tendrá lugar el domingo 5 de enero a las 21.00 horas en Balaídos.

La mejor noticia del día la protagonizó Marc Cardona, que se ejercitó con el grupo después de superar de forma satisfactoria los últimos controles médicos en la Clínica Universidad de Navarra. Por su parte, Kike Barja preosiguió trabajando de forma parcial con el grupo, mientras que tanto a Nacho Vidal como a Raúl Navas tuvieron menor carga de trabajo. El central andaluz ha estado varios días con esa carga menor de trabajo.

Además, Rubén Martínez inició su trabajo individual sobre el terreno de juego, el cual continuará complementando con los ejercicios que realiza en el interior de las instalaciones. Asimismo, Pervis Estupiñán se reintegró en la dinámica del equipo después de contar con un día de permiso del club para regresar de Ecuador.

Por su parte, en el entrenamiento del lunes el equipo dejó de lado la fecha festiva para realizar una sesión intensa, con todos sus efectivos sobre el césped, aunque Rubén hizo individual y Barja parcial con el grupo.

Osasuna volverá hoy a los entrenamientos a su hora normal (10.30 horas) con apenas tres sesiones más por delante hasta enfrentarse al Celta en Vigo en un encuentro muy importante.