La ministra principal de Escocia

Sturgeon dice que un ‘brexit’ duro haría “más urgente” la independencia escocesa

Admite que si Johnson llega al poder, se ilustrarán los distintos caminos de Escocia y Reino Unido

09.02.2020 | 14:33
El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker; la primera ministra de Escocia, Nicola Sturgeon, y el negociador comunitario para el ‘Brexit’, Michel Barnier.

Bruselas - La ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, asegura que una salida del Reino Unido de la Unión Europea sin acuerdo haría "más urgente" la independencia de Escocia. "No hay duda de que cuanto más duro sea el brexit y, en particular, el golpe que sería un brexit sin acuerdo, conducirá a mucha gente en Escocia a considerar que la independencia no solo es deseable, sino que se ha convertido en algo más urgente para protegernos del daño que provocaría un brexit sin pacto", declaró ayer Sturgeon en una entrevista exclusiva a Euractiv, en la cual también recalcó que ese escenario incrementaría las posibilidades de una Escocia independiente.

Preguntada sobre si la independencia estaría aún más justificada si se convierte en primer ministro Boris Johnson, partidario de una salida dura de la Unión Europea y favorito en las encuestas para sustituir a Theresa May como jefe del Gobierno británico, Sturgeon dijo que "la llave" para ellos es que exista una mayoría de personas en Escocia favorables a salir del Reino Unido.

De todas formas, admitió que la llegada al poder de Johnson u otra persona partidaria de una salida brusca "sin duda ilustrará aún más los divergentes caminos en los que se encuentran Escocia y el resto del Reino Unido".

La política, que se reunió ayer en Bruselas con el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, y el negociador comunitario para el brexit, Michel Barnier, aseguró detectar "un cambio de actitud" en la UE con respecto a la independencia escocesa, frente a la que percibió cuando se celebró el plebiscito de 2014, en el que el 55% rechazó la independencia.

"Creo que el brexit, probablemente, ha abierto los ojos de mucha gente en Europa sobre por qué Escocia querría ser independiente y sobre las consecuencias para nosotros de no ser independientes", comentó.

Agregó que si el Reino Unido sale de la UE, espera que Escocia vuelva al bloque comunitario "de forma sencilla". También dijo que si el 31 de octubre, la nueva fecha límite para el brexit, el Reino Unido sale de la Unión sin acuerdo, el Partido Laborista debería ser considerado responsable "por su incapacidad de apoyar un segundo referéndum y formar en la Cámara de los Comunes una coalición a favor de la permanencia". "Espero que veamos a Jeremy Corbyn (el líder laborista) y al Partido Laborista dar finalmente un paso adelante y respaldar un segundo referendo. Creo que la historia los juzgará con dureza si no es así", señaló.

Segundo Referéndum Escocia votó a favor de la permanencia en la UE en el referendo sobre la salida del club comunitario de 2016, en el que triunfó el brexit. El pasado abril, la nacionalista Sturgeon anunció que impulsará la celebración de un segundo referéndum de independencia del Reino Unido antes de que termine la actual legislatura en 2021, como consecuencia del bloqueo del brexit.

En un discurso ante el Parlamento escocés, titulado Brexit y el futuro de Escocia, Sturgeon desveló que antes de finales de año la Cámara empezará a legislar sobre una hipotética consulta, que se produciría antes de las próximas elecciones regionales, pero a la que el Gobierno británico se opone.

Los analistas sostienen que la posibilidad de que Escocia se quedara fuera de la UE si se separaba del resto del Reino Unido fue uno de los argumentos clave que decantó la balanza en contra de la secesión en el plebiscito de 2014.

Por su parte, el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, avisó a Londres de que sea quien sea el nuevo primer ministro que releve en el cargo a Theresa May "tendrá que respetar" el acuerdo del brexit, porque no se trata de un pacto que hayan negociado en su nombre él y la propia May, sino un "Tratado entre Reino Unido y la UE".

"No es un Tratado entre Juncker y May, es un Tratado entre Reino Unido y la Unión Europea. Tiene que ser respetado, tendrá que ser respetado por quien quiera que sea el próximo primer ministro", declaró ayer Juncker en una entrevista con la publicación digital Politico.eu.

En lo que respecta a la batalla de los conservadores británicos por la sucesión de May, la Comisión Europea (CE) aseguró también que un nuevo primer ministro en el Reino Unido no cambiará los parámetros del acuerdo del brexit, después de que Boris Johnson, favorito para suceder a la conservadora Theresa May, sugiriera que si llega a ser jefe de Gobierno no pagará la factura de salida pactada.

"Lo que hay sobre la mesa ha sido negociado con éxito por la Comisión y ha sido aprobado por todos los Estados miembros. La elección de un nuevo primer ministro, por supuesto, no cambiará los parámetros de lo que está sobre la mesa", declaró el portavoz del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas, durante la rueda de prensa diaria de la institución. - Efe