Chaves reta a presentar pruebas de caja B en el PSOE y el PP reconoce que no tiene

El expresidente andaluz se niega a contestar en la comisión sobre partidos sobre los ERE y descarta equipararlos a la Gürtel

07.02.2020 | 18:24
Manuel Chaves, antes de la comparecencia en la comisión investigadora del Senado.

pamplona - El expresidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves refutó, ante las acusaciones del PP, que en todo el sumario del juicio de los ERE no hay ningún "indicio, dato o prueba" de financiación ilegal del PSOE y tampoco se ha encontrado ninguna caja B en este partido. Chaves compareció ayer ante la Comisión de Investigación de la Financiación de los Partidos Políticos del Senado, que el PP impulsó gracias a su mayoría absoluta como respuesta a la comisión parlamentaria creada para investigar su caja b. El expresidente andaluz no contestó a ninguna pregunta del PP que pudiera perjudicar su defensa en el caso de los ERE, en el que está procesado como supuesto autor de un delito de prevaricación.

Sin embargo, sí tuvo que escuchar casi una hora de intervención del senador del PP Luis Aznar, quien consideró que ante los hechos que describe la Fiscalía en este juicio y aplicando el "sentido común" cabe concluir que los ERE falsos fueron "un mecanismo de financiación ilegal" del PSOE de Andalucía. Para Chaves, no solo no hay ninguna prueba a este respecto, sino que retó al PP hasta en dos ocasiones a concretar en qué apartado de los informes de la Fiscalía y la acusación particular del caso de los ERE andaluces hay indicios de su posible implicación en una financiación ilegal de su partido.

A lo que Aznar respondió que no tiene ninguna prueba y que si la tuviera la llevaría ante los tribunales y no se la daría a Chaves, quien intervino en cuatro ocasiones, la última para lamentar que las actitudes "grotescas y deleznables" del senador del PP. Unos comportamientos que el también expresidente del PSOE consideró "incompatibles con el respeto y la dignidad" del Senado, después de que Aznar le amenazara con volver a llamarlo para comparecer una vez terminado el juicio de los ERE.

Aznar reprochó al expresidente de la Junta que "al final se le haya torcido el asunto" por haber afirmado que no hay indicios ni pruebas de reformas de sedes del PSOE, ni presunta financiación de campañas electorales ni de pagar sobresueldos a dirigentes. Unas afirmaciones con las que Chaves comparaba la situación de su partido con la del PP, aunque el senador popular ha visto en ellas que al expresidente del PSOE le ha "traicionado el subconsciente", por lo que le emplazó a esperar a las "200 causas abiertas" por posible "uso fraudulento de fondos de la Junta".

En su intervención, Aznar remarcó que la Fiscalía cifra en 680 millones de euros las cantidades desviadas por la Junta de Andalucía a empresas afines al PSOE por subvenciones previstas para parados y empresas en dificultades, unas cifras que ha considerado "escalofriantes". Calificó este asunto como "el caso de corrupción más grave e importante de la historia de la democracia", y subrayó que el montante de los fondos desviados suponen casi 3.000 veces el importe de la cantidad de responsabilidad a título lucrativo que se fijó en la sentencia del caso Gürtel. "Parte de esos fondos estamos convencidos de que han servicio para financiarlos a ustedes", concluyó. Chaves escuchó estoicamente y solo intervino para retar al senador a aportar pruebas de su supuesta implicación en una financiación irregular del PSOE. - D.N.