vincula los embarazos con las pensiones

Casado reabre el debate del aborto para encubrir la corrupción del PP

Promete sustituir la actual ley por la de supuestos de 1985 y vincula los embarazos con las pensiones
PSOE, Podemos y Cs rechazan la vuelta atrás
El líder popular no cree que deba pedir disculpas por los escándalos del PP

08.02.2020 | 18:27
El presidente del PP, Pablo Casado, durante la entrevista con la agencia ‘Efe’.

pamplona - El líder del PP, Pablo Casado, apuesta por volver a la ley de supuestos, la norma que reguló el aborto en España desde 1985 hasta 2010 y que solo permitía la interrupción del embarazo en tres casos. Así lo defendió en una entrevista con la agencia Efe en la que vinculó el aborto con la financiación de las pensiones, lo que indignó tanto al PSOE y Podemos como a Ciudadanos.

Para Casado habría que liquidar la actual ley y recuperar la anterior, en la que se despenalizó el aborto en los supuesto de violación, riesgo para la salud física y psíquica de la madre y malformación en el feto. "Yo tengo un hijo cincomesino y he visto ecografías desde ese día y no entiendo como un país desarrollado puede defender un aborto libre hasta la semana 20 o 22 en ciertos supuestos, le recomiendo a mucha gente que vea ecografías a partir de la semana 20. No puedo entender como a partir de la semana 20 puede haber barra libre para abortar", afirmó aportando datos falsos. La norma actual considera el aborto libre solo hasta la semana 14 de gestación. Excepcionalmente y por causas médicas, se pueden practicar abortos hasta la semana 22 si existe grave riesgo para la vida o la salud de la embaraza, riesgo de graves anomalías en el feto o enfermedad extremadamente grave e incurable. En los tres casos esas circunstancias deben acreditarse mediante informes médicos.

"Lo que nosotros proponemos es volver a la ley que tenía un consenso social en España, la ley de supuestos", dijo en referencia aprobada en 1985 por el Gobierno de Felipe González. Consenso que pese a la afirmación de Casado no existió porque Coalición Popular, las siglas bajo las que se encontraba Alianza Popular, del que emergió el actual PP, llevó a cabo una férrea oposición a la ley y votó en contra en 1983 en el Congreso de los Diputados, la primera vez que se debatió. Así mismo, interpuso un recurso ante el Tribunal Constitucional que fue aceptado y Felipe González tuvo que incluir enmiendas del PP.

Casado incluso defendió prohibir el aborto por razones económicas. El PP, añadió en la entrevista, apuesta por una cultura "progresista" a favor de la vida y uno de los motivos es el "invierno demográfico" que está poniendo en riesgo el sistema de pensiones español. En todo caso, consideró que en España sería mejor dejar de preguntar por la ley del aborto y empezar a hacerlo por ayudas a la maternidad, a la conciliación, a la emancipación, a la vivienda, o ayudas fiscales para tener niños. A su juicio, los que ahora les llaman protectores de la cultura de la vida "empezarán a pensar que teníamos razón" cuando vean en qué queda el sistema de pensiones y el sistema de salud.

Los principales partidos del arco parlamentario PSOE, Podemos y Cs rechazaron esta vuelta atrás en la ley del aborto que plantearía el PP si gobernara. Desde el PSOE y Podemos criticaron este planteamiento abiertamente. La portavoz socialista de Igualdad, Ángeles Álvarez, acusó al líder popular de querer abocar a las mujeres "a la represión y a poner en peligro su salud" defendiendo una ley restrictiva del aborto que solo busca "jalear a las huestes de extrema derecha. No es que estén tirados al monte, es que están en lo más profundo de la caverna" y quieren limitar otra vez los derechos de las mujeres, denunció Álvarez. La diputada de Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea Ángela Rodríguez replicó al líder del PP que "el aborto es un derecho de las mujeres" y no es "ni una política de natalidad ni de conciliación". La diputada tachó la postura de Casado de "irresponsabilidad" "llena de mentiras" y de "bulos". La portavoz de Unidos Podemos, Irene Montero, advirtió de que las mujeres no permitirán "ni un paso atrás" en sus derechos, como el aborto, y auguró a Casado que acabará "fuera" como el exministro de Justicia Alberto Ruiz Gallardón, que dimitió tras proponer una reforma de la ley.

Para Albert Rivera, vincular "la caja vacía de las pensiones con la ley del aborto no es lógico" y aseguró que su partido está "cómodo" con la legislación vigente. Es más argumentó que si alguien la quería cambiar "lo podía haber hecho con mayoría absoluta".

Casado también abordó en la entrevista la corrupción tras las últimas informaciones sobre la financiación ilegal de las campañas del PP nacional y madrileño. El dirigente no cree que deba pedir disculpas por los casos en el PP porque son anteriores a su responsabilidad en el partido. "Si se ha hecho algo mal que pague quien lo hizo mal, lo que no se puede hacer es estar 15 años después preguntando a los que en esa época casi no estaban ni afiliados", subrayó pese a reivindicar desde que llegó a la presidencia la herencia de José Mª Aznar. - D.N.