elecciones generales del 28-A

Rivera responde a Narbona que el PSOE no le merece "ningún respeto"

La presidenta del PSOE pide "cordura" al líder de Ciudadanos y le insta por carta a recapacitar sobre el veto a los socialistas

08.02.2020 | 21:13
Inés Arrimadas y Albert Rivera, en un acto en Madrid.

MADRID. El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha respondido este lunes a la presidenta del PSOE, Cristina Narbona, que no siente "ningún respeto" por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y que los escaños que obtenga su partido en las próximas elecciones generales servirán para favorecer un cambio en el Ejecutivo.

"Para mí no merece ningún respeto una persona que ha sido capaz de pactar con los que quieren liquidar mi país", ha declarado en una entrevista en la cadena Cope, recogida por Europa Press, cuando le han preguntado por la carta en la que Narbona lamenta la decisión de la Ejecutiva de Cs de rechazar un acuerdo postelectoral con el PSOE y le insta a recapacitar sobre esta postura.

Rivera ha defendido que los españoles deben saber, antes de ir a votar el 28 de abril, que "los escaños de Ciudadanos van a servir para formar un nuevo Gobierno, para un cambio", aunque no ha dicho expresamente si la decisión de la Ejecutiva de la formación naranja, que se tomó por unanimidad, se podría revertir en un futuro.

Tras señalar que él se metió en política en Cataluña para que al jefe del Ejecutivo central "nunca se le ocurriera sentarse en la mesa con gente como (Quim) Torra", el presidente de la Generalitat, ha preguntado: "¿Cómo quiere que yo apoye a este señor?". A su juicio, es "inmoral" gobernar apoyándose en quienes "dieron un golpe de Estado", y por eso cree que el líder del PSOE "no es fiable".

SÁNCHEZ NO ES COMO LOS SOCIALDEMÓCRATAS EUROPEOS Respecto a la afirmación del presidente del Gobierno de que ya no se puede llamar "liberal" a Cs, Rivera considera que no está en condiciones "dar lecciones" después de su acercamiento a Torra, que "llama bestias taradas a los españoles".

Además, ha afirmado que si en España no se puede replicar la alianza europea entre socialdemócratas, conservadores y liberales es porque Sánchez "no juega a lo mismo" que su familia política europea.

Rivera ha indicado que Sánchez recibió al "xenófobo" Torra "como si fuera un jefe de Estado" y que "por seguir en la Moncloa" fue "capaz de decir 'lo estudiaré'" cuando el presidente catalán le entregó el pasado diciembre un documento con 21 demandas --aunque el Gobierno asegura que nunca aceptó negociarlo--.

"Yo espero dignidad del presidente del Gobierno, que nos proteja a los españoles de gente como Torra, que no cumple las leyes", ha subrayado, reiterando que el líder del PSOE "ha roto los puentes y el diálogo con el constitucionalismo" y su partido ha "criminalizado" a quienes se manifestaron recientemente en Madrid por la unidad de España mostrando banderas nacionales.

FRENTE A TONI ALBÀ, APLICAR EL 155 Por último, Rivera ha abogado por aplicar el artículo 155 de la Constitución en Cataluña en el caso de que haya una mayoría suficiente para aprobarlo en el Senado tras los comicios generales, además de "sumar" con otros partidos "para que Sánchez se vaya a la oposición" con que haya "un solo escaño más" que lo permita.

A su modo de ver, esa medida se debe aplicar para, entre otras cosas, evitar que personas como el cómico y actor Toni Albà, que ha insultado a la líder de Cs en Cataluña Inés Arrimadas insinuando que es una puta, trabajen en TV3, la televisión pública catalana.

Lo que ha descartado es compartir lista electoral con el PP para garantizar esa mayoría en el Senado, ya que cree que muchos votantes de Cs no votarían a una lista donde estuviera el PP y viceversa, de manera que podrían recibir menos votos yendo juntos que separados.

ACUSACIONES Y MENTIRAS DE CS La presidenta del PSOE, Cristina Narbona, ha comentado este lunes que espera que el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, lea y conteste a la carta que le ha remitido en la que le pide que retire" las "acusaciones y mentiras" que viene vertiendo contra el PSOE y recapacite sobre el veto impuesto a esta formación de cara a los pactos poselectorales al día siguiente de las generales del 28 de abril.

En un desayuno organizado por el Foro de la Nueva Economía, Narbona ha dejado claro que, al contrario de lo que afirma Ciudadanos, "no ha habido ni una sola cesión" a los independentistas por parte del PSOE y la prueba más fehaciente de ello es el rechazo al proyecto de Presupuestos Generales del Estado preparado por el Gobierno de Pedro Sánchez.

La presidenta del PSOE ha reconocido que su formación observa con "preocupación" el "proceso de derechización" de Ciudadanos, un partido que en sus inicios se definía como liberal e incluso hacía referencia a los valores socialdemócratas en su ideario, una mención que eliminó posteriormente.

Narbona ha recordado que en los países del entorno de España los partidos liberales y de centro moderado han establecido un cordón sanitario en torno a la ultraderecha, con la que se niegan a gobernar. Por eso ve necesario hacer una "llamada de atención" en este sentido a Rivera, cuyo partido "podría jugar un papel muy importante si no se deja llevar por el miedo al aumento del voto a la ultraderecha".

EL BOCHORNO DE PACTAR CON VOX La exministra de Medio Ambiente precisa que el PSOE no está "hablando de pactos con nadie", sino que no le parece de recibo que Ciudadanos establezca un veto tan rotundo sobre el PSOE cuando son los 'naranjas' quienes gobiernan en Andalucía "con los votos de un partido que ha comenzado a exigir los nombres de los funcionarios que trabajan en la atención de víctimas de la violencia de género". "No entiendo cómo Rivera no siente bochorno", ha censurado.

Narbona ha recordado cómo el PSOE llegó a suscribir en 2016 un acuerdo de investidura con Ciudadanos porque compartían "muchas propuestas sobre el futuro de este país". Por eso mismo, ha instado a Rivera a que "reflexione sobre el futuro que le aguarda si su único empeño es competir por la derecha".

La presidenta del PSOE ha explicado que la carta se la dirige a Rivera y no al PP, porque en el caso de la formación de Pablo Casado los 'populares' siempre han mantenido la misma posición frente a los vaivenes de Ciudadanos.