ÚLTIMA HORA
El toque de queda se mantiene a las 11 en Navarra y se prohíben reuniones en casa salvo convivientes

El PNV critica al PP por acusarle de “connivente” con la violencia

El Gobierno Vasco emplaza a Sánchez y Torra a reestablecer el diálogo de cara a “rebajar la tensión”

10.02.2020 | 09:13

pamplonA - El Gobierno Vasco sostiene que "no tiene ni pies ni cabeza" que el PP sugiera "la posible existencia de una connivencia con la violencia" por parte de Iñigo Urkullu cuando la postura del lehendakari, en relación con las conductas violentas, ha sido "clara e inequívoca" durante toda su trayectoria política. El portavoz del Ejecutivo, Josu Erkoreka, se pronunció así sobre los emplazamientos realizados al líder jeltzale por parte de dirigentes del PP para que efectúe una condena de los episodios de violencia en Catalunya. "No tiene sentido formular un reproche semejante" al lehendakari, cuya "toma de posición en relación con las conductas violentas no es que sea ahora clara e inequívoca, lo ha sido durante su dilatadísima trayectoria política y parlamentaria", sostuvo Erkoreka. Y añadió: "Francamente, no acabo de entender cuál es el sentido de esa pretensión del PP de sugerir la posible existencia de una connivencia del lehendakari con la violencia".

Paralelamente, Erkoreka emplazó a Pedro Sánchez y Quim Torra a restablecer la comunicación entre las instituciones que dirigen porque el conflicto catalán solo puede "encauzarse" con el diálogo. "Antes o después el diálogo tendrá que imponerse en Catalunya", insistió el portavoz, quien afirmó que para "encauzar" la diatriba catalana "van a hacer falta muchas horas de diálogo y de negociación sincera y constructiva". En parecidos términos se expresó el diputado del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, quien pidió a Sánchez que no entre en el "juego" del PP, Ciudadanos y Vox para solucionar la crisis territorial y reseñando que hablar con el president ayudaría a "rebajar la tensión".

Mientras, la europarlamentaria del PNV, Izaskun Bilbao, animó a las autoridades comunitarias a que apoyen el dialogo, reconocimiento y la empatía para desatascar la situación en Catalunya "que es un problema político y europeo que no se arreglará con sentencias". "La Unión es especialista en unir diversidad. El empeño requiere implicación, diálogo, empatía, mutuo reconocimiento y coraje cívico y político", destacó. - D.N.