ERC exige que los gobiernos español y catalán se sienten ya en la mesa a negociar

Marta Vilalta, portavoz de los republicanos, fija la próxima semana como fecha límite para la primera reunión

18.02.2020 | 01:05

pamplona – La portavoz de ERC, Marta Vilalta, exigió ayer que se convoque la primera reunión de la Mesa de Negociación entre los gobiernos español y catalán para "la semana próxima como máximo", instó a ambos presidentes – Pedro Sánchez y Quim Torra– a que fijen la fecha y advirtió ante los intentos de boicotear dicha mesa. En la rueda de prensa tras la reunión de la comisión permanente de ERC, Vilalta insistió en que la nueva mesa debe empezar a funcionar "lo antes posible", y avisó de que Esquerra no entendería que se busque "dilatar" más su convocatoria con temas formales como la figura del mediador, ni que se quiera "mezclar los temas a tratar" con los de la Comisión Bilateral. Sobre la insistencia de JxCat en la figura del mediador, la portavoz republicana se mostró rotunda y afirmó que "no puede haber excusas" para no convocar la primera reunión, al tiempo que subrayó que "hay que dejar de hablar de la Mesa de Negociación y empezar a hablar en la Mesa de Negociación".

Vilalta recordó que el propósito de esta mesa es hablar exclusivamente "del conflicto político" que existe entre Catalunya y el Estado, así como de la forma de resolverlo. "Sabemos que el Estado intentará mezclar el contenido de la Mesa con el tema económico, las transferencias no ejecutadas, o los temas sectoriales, pero no lo permitiremos", subrayó, puesto que para hablar de estas cuestiones, señaló, "ya existe la Comisión Bilateral Estado-Generalitat". Según Vilalta, "no hay que mezclar las mesas" y "lo primero es crear la de negociación del conflicto político, y que empiece a trabajar".

boicot La portavoz de ERC insistió en que Sánchez y Torra tienen que "poner fecha ya, lo antes posible, la semana que viene como máximo; no entenderíamos otra cosa, puesto que no hay que perder más tiempo y empezar a abordar cómo solucionar el conflicto político". En su opinión, "nada desearía más" el PSOE que la mesa negociadora "no existiese y no tenerla que convocar". Pero puntualizó: "Otra cosa que le gustaría es que la boicoteemos nosotros mismos –la parte catalana–, pero ERC no le hará este regalo".

Sobre las cuestiones que planteará la parte catalana, recordó que "ya hay consenso en los dos ejes fundamentales, que son el derecho de autodeterminación y la amnistía, mientras que el resto de cuestiones se pueden ir hablando posteriormente, son flecos que se pueden concretar después".

En este contexto, el portavoz del PDeCAT, Marc Solsona, mostró ayer su total apoyo a la posición de Quim Torra sobre la figura del mediador internacional en la Mesa de Negociación con el Gobierno español y remarcó que se debería respetar la resolución que aprobó el Parlament en esta línea. En una rueda de prensa posterior a la reunión de la ejecutiva del partido, Solsona valoró así la polémica por la exigencia de Torra de incluir un mediador internacional, algo que rechaza el Gobierno.

Solsona recalcó que la mayoría del Parlament –también con el apoyo de ERC– aprobó una resolución que reclamaba un mediador internacional, un texto que considera que no es "interpretable". En este punto, remarcó que "estaría bien mantener esto hasta el final", pues no respetar las decisiones de la Cámara da "mala imagen a la ciudadanía", añadió. "No somos quiénes para cuestionar lo que aprueba el Parlament", remarcó el portavoz del PDeCAT y alcalde de Mollerussa (Lleida).

Sin embargo, la ministra de Hacienda y portavoz el Ejecutivo de Pedro Sánchez, María Jesús Montero, y en la rueda de prensa posterior a la reunión entre Pedro Sánchez y Pablo Casado, aseguró que aún no hay fecha para la constitución de la mesa de diálogo con el Govern catalán –Sánchez se comprometió a que echase a andar este mes de febrero– ni se ha decidido qué miembros representarán al Ejecutivo español en ese foro. Montero defendió "un diálogo dentro de la ley que permita acercar posiciones" frente a la actitud del PP, que "no aporta ninguna solución". La portavoz aprovechó la comparecencia para contraponer la lealtad que el anterior Gobierno de Mariano Rajoy encontró en el PSOE cuando hubo que aplicar el artículo 155 de la Constitución tras el referéndum del 1 de octubre de 2017.

Asimismo, la ministra de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias, aseguró, en la misma línea que Montero, que "todavía no hay fecha" para la celebración de la mesa de diálogo entre Gobierno español y el Govern. En declaraciones a los medios tras la toma de posesión del nuevo delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, Darias señaló que el Gobierno "está decidido a darle una oportunidad al diálogo y a todos" los territorios para lograr una España "unida en su diversidad, basada en un mínimo común entendimiento".