Fracasa la propuesta de Navarra Suma sobre prestaciones por nacimientos

Navarra + pretendía generalizar los efectos del Decreto Ley Foral 4/2019 de medidas urgentes en materia de personal al servicio de las Administraciones Públicas de Navarra

20.02.2020 | 14:21
Bancada socialista durante la sesión de este jueves.

PAMPLONA. El Parlamento ha rechazado, con el apoyo de Navarra Suma e I-E, la abstención de EH Bildu, y el voto en contra de PSN, Geroa Bai y Podemos, la toma en consideración de la proposición de Ley Foral para equiparar los períodos de las prestaciones contributivas por nacimiento y cuidado de hijos o hijas menores de un año disfrutados por los progenitores.

La proposición de Ley impulsada por Navarra Suma pretendía regular las ayudas a personas trabajadoras en situación de excedencia laboral, para equiparar los períodos de las prestaciones contributivas por nacimiento y cuidado de hijos o hijas menores de un año disfrutados por las personas progenitoras.

Según la exposición de motivos, esta ley foral pretende "equiparar los períodos temporales disfrutados en los subsidios contributivos por nacimiento y cuidado, teniendo derecho a un período de igual duración â16 semanasâ intransferible, remunerado y no coincidente en el tiempo".

Se recuerda la reciente convalidación del Decreto Ley Foral de 2019 por el que se aprobaron medidas urgentes en materia de personal al servicio de las Administraciones Públicas de Navarra, norma que, entre otras cuestiones, "va dirigida a facilitar este permiso al personal de las Administraciones Públicas de Navarra, en este caso extendiéndose a las 17 semanas".

Sin embargo, este Decreto Ley Foral no extiende sus efectos al resto de personas trabajadoras por cuenta ajena, personas socias trabajadoras o socias de trabajo de las sociedades cooperativas y personas trabajadoras por cuenta propia o autónomas.

Y como "Navarra no ostenta competencias para regular la prestación contributiva por nacimiento y cuidado de los hijos e hijas en el ámbito de la Seguridad Social, se ha optado por utilizar la forma jurídica de subvención de excedencia por cuidado de hijos e hijas en su primer año de vida", ha explicado Marta Álvarez (NA+), quien ha asemejado la iniciativa a la ya adoptada en el País Vasco.

"Es una propuesta que nos parece a todos buena" y de la que han hecho un "estudio riguroso del coste", que oscilaría entre 8 y 8,5 millones de euros anuales, que podrían obtenerse de "presupuestar un poquito más de déficit" pactado con el Estado.

Por EH Bildu Patricia Perales la ha tildado de "propuesta natalista que no compartimos en absoluto" y que rezuma un "feminismo descafeinado y de postureo", ha dicho tras considerar que las soluciones a este asunto deben llegar desde la "flexibilidad laboral y la oferta de servicios públicos de calidad", aunque en este punto ha criticado el "presupuesto raquítico" destinado por el Gobierno.

Mikel Buil (Podemos) ha reconocido que "el espíritu de la norma entra dentro de lo que defendemos", si bien ha advertido de que NA+ no ha dado información sobre el coste económico de la medida y de dónde se obtendría, datos de los que ha hecho depender su posible abstención, aunque finalmente han votado en contra.

Marisa de Simón (I-E) ha señalado que "el debate de los cuidados hay que tenerlo pero desde un punto de vista más amplio" y sobre la base de impulsar "unos servicios públicos lo suficientemente potentes para que todas las criaturas puedan estar perfectamente atendidas".

En contra, Arantza Biurrun (PSN) ha concedido estar "de acuerdo en el fin último a alcanzar pero no en la forma totalmente oportunista en que se trae hoy aquí", con una proposición "ventajista, deficientemente técnica y carente del consenso necesario" y de una memoria con su impacto económico, por lo que ha pedido a NA+ "dejar en la puerta la demagogia"

También Jabi Arakama (Geroa Bai) ha rechazado la iniciativa, un "devaluado copia-pega" del decreto vasco sin tener en cuenta la normativa navarra ya existente y "sin análisis de una propuesta que aumenta el gasto en varios millones", por lo que ha anunciado su rechazo "sin escondernos en falsas abstenciones".