pleno del parlamento

Navarra plantea investigar la dimensión de la tortura desde 1978

Ollo asegura que el Gobierno seguirá trabajando en el esclarecimiento de todas las vulneraciones de derechos

29.01.2021 | 00:22
Adolfo Araiz, con Bakartxo Ruiz. Al fondo, Maiorga Ramirez y Txomin González, todos de Bildu. Foto: P. Cascante

pamplona – El Gobierno de Navarra tiene la firme voluntad de investigar la dimensión que la tortura ha tenido en la Comunidad Foral desde 1978. Así lo aseguró ayer la consejera de Relaciones Ciudadanas, Ana Ollo, a preguntas de la parlamentaria Bakartxo Ruiz (EH Bildu), que urgió al Gobierno a incluir dentro de las labores de esclarecimiento de todas las vulneraciones de derechos humanos las torturas que, según varias denuncias conjuntas, podrían superar el millar de casos en Navarra.

La pregunta trató de arrojar algo de luz sobre un tema que ya se empezó a investigar, pero que está inacabado. El Gobierno de Navarra ya presentó en 2019 un informe, realizado por el Instituto Vasco de Criminología (IVAC-KREI) –en el que está el forense Paco Etxeberria– que documentó casos de tortura en Navarra entre los años 1960 y 1978 para "establecer las conclusiones en materia de reconocimiento y reparación que pudiera tener lugar", precisó la consejera Ollo en su respuesta. Desde entonces, continuó, el fondo documental de la Memoria Histórica ha seguido tratando de compilar más documentación sobre vulneraciones, también torturas, y en 2020 se contrataron otros dos informes para investigar casos de tortura a sindicalistas en tiempos del franquismo. La pandemia ha dejado pendientes la publicación de otros trabajos sobre vulneraciones ya realizados, como los de los casos de Mikel Arregui, Ángel Berroeta y Naparra.

A partir de ahí, queda por saber qué pasará con los casos de tortura denunciados ya en democracia, y muchos de los cuales no han sido investigados por los tribunales ni reparados por las administraciones. Es lo que trató de trasladar Ruiz a Ollo. La portavoz soberanista, de hecho, se apoyó en el hecho de que en la CAV un informe sobre el Instituto Vasco de Criminología cuantificó en alrededor de 4.000 los casos de torturas. "Si no se investigan aquí, podría pensarse que esos casos que acreditó Paco Etxeberria en la CAV no tendrían reflejo en Navarra", algo muy complicado de entender, a juicio de Ruiz. "Si los tribunales han negado el derecho a conocer la verdad, creemos que el Parlamento sí que puede ayudar en ese sentido", zanjó.